Los Pedroches

Coronavirus en Córdoba: La Junta cierra Añora hasta el 25 de enero por la tasa récord de contagios

  • El municipio de Los Pedroches pasa a fase dos de nivel cuatro, el nivel máximo de alerta, al alcanzar una tasa de 8.317 casos por 100.000 habitantes

Una calle de Añora. Una calle de Añora.

Una calle de Añora. / Sánchez Ruiz

La localidad de Añora, de 1.527 habitantes, quedará cerrado a cal y canto para cortar la preocupante cadena de contagios de covid-19 que afloró horas antes de la Nochevieja. Como ha anunciado este viernes el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, el municipio de Los Pedroches pasa a nivel dos de fase cuatro, la alerta máxima que determina el gobierno autonómico y en el que actualmente solo se encuentran los municipios del Campo de Gibraltar.

Los vecinos noriegos llevaban varios días autoconfinados, pero con las nuevas restricciones ordenadas por el Ejecutivo andaluz no podrán entrar ni salir de la localidad hasta el día 25 de enero. Es una medida extrema, respuesta a la altísima tasa de contagios de los últimos día, que a 8 de enero queda establecida en 8.317 casos por 100.000 habitantes, fruto de sumar 127 infecciones en los pasados 14 días.

Muchas son las especulaciones que se están haciendo sobre el origen desde que el pasado 29 de diciembre surgiera el primer positivo, fruto de la relajación en las medidas de seguridad e higiene producidas durante el fin de semana de Navidad. Sin embargo, extraña que se estén dando tantos positivos en personas que no estuvieron presentes en ninguno de los puntos calientes, ni en contacto estrecho con positivos. Ante esta situación, el desconcierto entre los noriegos es cada vez mayor.

Según desvelaba el miércoles pasado el propio alcalde, Bartolomé Madrid (PP), el municipio de Los Pedroches está pasando un "momento difícil y complicado". Coinciden, al menos, siete focos de contagio diferentes, aunque el más numeroso y "preocupante" es el que afecta a jóvenes.

"Con su irresponsabilidad, nos han sumergido en una dura y brutal realidad. Creo sinceramente que esa irresponsabilidad es fruto de un exceso de confianza entre los noriegos de menos edad, que han venido manteniendo conductas inadecuadas con reuniones en locales y casas privadas durante toda la pandemia, alargando los tiempos de ocio sin adoptar las medidas de prevención adecuadas, hasta que en estos días pasados se ha producido la situación que jamás pensaron que podía ocurrir", censuró entonces el primer edil de manera muy crítica. Ahora, la situación "pone en peligro su vida, la de sus familiares y la de todas las personas con las que conviven".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios