baena

El cementerio tendrá nuevo reglamento tras la obra de ampliación

El alcalde de Baena, Jesús Rojano (PSOE), avanzó ayer con motivo de una visita a las obras de ampliación del cementerio municipal Nuestra Señora del Buen Suceso que el Ayuntamiento trabaja en la redacción de un nuevo reglamento para regular sus condiciones y formas de prestación de servicios. En este sentido, y a falta de pocas semanas para la terminación de las obras, Rojano señaló que los cambios de espacios y la disponibilidad de nuevos terrenos permitirán cambiar la tipología de los enterramientos, por lo que las familias podrán adquirir fosas y nichos e incluso plantearse el traslado de cadáveres para reagrupaciones familiares.

El reglamento, que deberá ser aprobado por la corporación municipal en el Pleno, también fijará otras condiciones de compraventa o el derecho de uso de los herederos. Asimsimo, el primer edil avanzó que la nueva zona del cementerio contará con espacios para fosas, nichos en el perímetro y un depósito de cenizas en una zona ajardinada. El Consistorio también tiene pendiente la construcción de un aparcamiento y un nuevo acceso que facilite la circulación de vehículos en jornadas más concurridas como la festividad de Todos los Santos.

Rojano, por otra parte, adelantó las distintas actuaciones que se llevarán a cabo a partir del mes de octubre con el nuevo Programa de Fomento del Empleo Agrario (PFEA). Con un presupuesto superior al millón de euros entre mano de obra y materiales, el grueso de las obras se centrará en la sustitución de varios acerados. De esta forma, se van a mejorar y sustituir los acerados en calles como Arquitecto Mateo Gayá, Ascensión de Prado, Magistrado Eguilaz y otras calles colindantes. También se sustituirán los acerados de la calle Málaga, en la urbanización del Zambudio. También se limpiará la ladera Sur del casco urbano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios