Subbética

La muralla del tajo del Adarve de Priego de Córdoba se someterá a una restauración

  • Cultura autoriza el proyecto de los cenadores y un tramo del muro, declarado BIC

  • La iniciativa contempla la retirada de rellenos de tierra y la limpieza a presión de la piedra

Panorámica de la muralla del Adarve de Priego de Córdoba. Panorámica de la muralla del Adarve de Priego de Córdoba.

Panorámica de la muralla del Adarve de Priego de Córdoba. / Laura Serrano

La Delegación de Fomento, infraestructuras, Cultura y Ordenación del Territorio ha autorizado el proyecto de ejecución, conservación y restauración de los cenadores y un tramo de muralla medieval comprendida entre ambos en un inmueble situado en el tajo del Adarve, en Priego de Córdoba, que alcanza 30 metros en su máximo desnivel. Este tajo se configura como una muralla natural de posibilidades defensivas que justifican la presencia del asentamiento andalusí desde época emiral que terminaría conformando la existencia de Madinat Baguh.

Según ha explicado la Junta de Andalucía, los elementos que competen a este proyecto se ubican en la línea del amurallado que da a este tajo, concretamente en el barrio de la Villa, en la zona más cercana al paseo de Colombia. Las murallas medievales del municipo de la Subbética están declaradas Bien de Interés Cultural (BIC) y el municipio, además, cuenta con un Plan Especial de Protección, Reforma Interior y Catálogo del Centro Histórico. En dicho plan, las murallas se catalogan, al igual que el Castillo, con el nivel de protección monumental.

La documentación histórica y arqueológica que sirve de base al proyecto se basa en la investigación continuada realizada desde el Museo Histórico Municipal. Las murallas medievales de Priego rodeaban al actual barrio de la Villa, núcleo fundacional de la ciudad islámica de Madinat Baguh, incorporando el sector del tajo del Adarve que terminó convirtiéndose en una muralla natural, de la que han desaparecido elementos singulares, como una torre albarrana ochavada de época almohade, las merlaturas de remate de la cerca y los torreones, de los que solo se conservan los que son objeto de este proyecto.

Así, la iniciativa tiene como objetivo la conservación, restauración, consolidación estructural y recuperación de los elementos que conforman estas dos torres y la muralla existente entre ambas. La intervención se plantea como punto de partida de la futura puesta en valor de todos los tramos de muralla que conforman el sistema defensivo del tajo del Adarve. Propone la eliminación de la vegetación parásita de los muros y la eliminación completa del alianto de toda la ladera, puesto que es una especie muy invasora que volverá a crecer en el tajo de travertino si no se erradica del área situada debajo.

Los pormenores de la iniciativa

El proyecto contempla además la retirada de los rellenos de tierra y residuos varios en las zonas afectadas y las próximas a las murallas y tajo, especialmente los rellenos acumulados en las esquinas interiores de los cenadores. Se desmontarán parcialmente las fábricas de sillares y sillarejos que se encuentren en riesgo de caída y que están desprendidos del núcleo, así como de aquellas fábricas discordantes en ubicación y tamaño, que no pertenezcan a la etapa medieval, y se hará una limpieza general de la piedra de sedimentos mediante la utilización controlada de chorros de agua ionizada y atomizada a baja presión y la eliminación de los morteros contemporáneos mediante chorro de arena, bajo supervisión del arqueólogo. La renovación de estas juntas se realizará con mortero de cal.

El proyecto propone igualmente la eliminación de las consolidaciones efectuadas previamente para rellenar las oquedades y fisuras, la reposición de piezas de sillería perdidas tanto en las torres como en la muralla, la consolidación de los paramentos exteriores de sillares y sillarejos y su anclado con el núcleo central de migajón, la colocación de losetas de granito gris abujardado para acabado en la parte superior del zuncho de hormigón de remate de la calle con la muralla entre las torres, así como el revestido de la cara vertical del zuncho para evitar su desprendimiento.

Como acabado se plantea la aplicación de una lechada de cal con arenas naturales, calilla, para la protección general a las inclemencias climáticas y para dar continuidad cromática al conjunto, se aplicará un producto hidrofugante para la impermeabilización general de los paramentos pétreos y la posterior aplicación de un biocida como tratamiento preventivo a la proliferación de vegetación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios