Joan Gràcia. Miembro de Tricicle “La gente a veces se retira porque no se aguanta más, pero no es nuestro caso”

  • Tras 40 años juntos, la compañía de teatro se despide de los escenarios con 'Hits', un espectáculo que resume su trayectoria y que se podrá ver en el Gran Teatro entre este jueves y el sábado

Tricicle, en uno de los números de ‘Hits’.

Tricicle, en uno de los números de ‘Hits’. / David Ruano

Llevan toda una vida juntos sobre el escenario en la compañía de teatro gestual Tricicle y ahora Carles Sans, Paco Mir y Joan Gràcia (que contesta a estas preguntas) han decidido retirarse, aunque seguirán con otros proyectos desde una segunda fila. Para celebrar esa despedida están de gira con su espectáculo Hits, en el que resumen sus 40 años de trayectoria. Desde este jueves y hasta el sábado se podrá ver en el Gran Teatro en cuatro funciones.

–¿Cómo resumís una trayectoria de 40 años en un solo espectáculo?

–Hemos hecho una mirada hacia atrás y recuperado aquellos sketch que han tenido más éxito y que a nosotros también nos gusta hacer. Hemos escogido 12 que son representativos, pero además en los últimos 20 minutos hacemos un repaso muy rápido con gags de todos los espectáculos. Está prácticamente todo.

–¿Habéis tenido que actualizar algunos de esos números por haber quedado anticuados?

–Hacemos un sketch de tres ejecutivos que es del espectáculo Exit, del año 84, y lo que hemos tenido que actualizar es que antes mandaban un documento en fax y ahora utilizan el móvil. Por suerte, hemos hecho siempre un tipo de humor muy atemporal y universal, o sea que tanto se puede reír una persona de Córdoba como de Galicia o París. Cualquier cosa que hacemos está basada en el ser humano y lo que le ocurre, como enamorarse, desenamorarse, tropezar, competir... De lo que pasó ayer la gente se olvida rápido, por eso utilizamos temas atemporales.

"Nos quedan muchas cosas por hacer en el teatro, pero fuera del escenario”

–¿Por qué habéis elegido este momento para vuestra retirada, mientras seguís en lo más alto?

–Seguramente por eso, porque es mejor retirarse cuando estás en lo más alto que cuando vas bajando. Es un buen momento, básicamente porque hemos cumplido 40 años y porque creo que nos quedan muchas cosas por hacer dentro del teatro, pero fuera del escenario. En estos 40 años siempre hemos tenido teatros llenos, buenas críticas... Por lo tanto, esa parte ya la hemos disfrutado;ahora nos toca disfrutar de la dirección, de la producción, de encontrar actores nuevos... No vamos a dejar el teatro, pero vamos a cambiar el escenario por una segunda fila.

–¿Seguiréis juntos en esos nuevos proyectos?

–Sí, haremos cosas juntos y cosas separados, que de hecho ya las hacemos. A veces, la gente se retira porque discute y no puede aguantarse más;no es nuestro caso. No nos retiramos por odio, sino porque creemos que es una muy buena cifra. También hay que tener en cuenta que hacemos un teatro físico y no es lo mismo hacerlo a los 30 que a los 60 años.

–¿Sentís que alguien ha cogido el legado de Tricicle?

–Directamente no hay ninguna compañía;quizás algunos trabajos de Yllana y hay una compañía que se llama Clownic, que empezó a hacer cosas dirigidas por nosotros. Creo que en general sí, porque a lo largo de esta carrera nos hemos encontrado muchos actores que, aunque no hacen teatro gestual, nos han dicho que la primera vez que vieron algo de teatro fue con nosotros y quisieron ser actores por eso. De alguna manera, hemos hecho siempre un tipo de teatro que ha funcionado para padres, hijos e incluso abuelos.

–¿Ha cambiado el papel del público a lo largo de este tiempo?

–Ha ido creciendo con nosotros y se han ido incorporando generaciones nuevas. A la salida del teatro ves todo tipo de edades y de condiciones sociales; desde una señora con abrigo de piel a un punky, y se ríen de lo mismo.

"La gente tiene a un golpe de tecla todo lo que quiera, pero la vivencia de un directo es la mayor sorpresa”

–Con el acceso a la información que hay por internet, que parece que está todo visto, ¿os resulta más difícil sorprender al público ahora?

–La sorpresa del público es el directo. En estos momentos, en los que vivimos prácticamente delante de una pantalla de móvil, ordenador y televisión, cuando ves algo en directo te das cuenta de lo grato que es. Pasa lo mismo con un concierto. La gente tiene a un golpe de tecla todo lo que quiera, pero la vivencia de un espectáculo en directo es la mayor sorpresa.

–¿Cómo es el proceso creativo de un espectáculo de Tricicle?

–La observación de la vida, luego juntarnos para ver esas experiencias, encontrar un tema que englobe una buena idea sobre la que puedas trabajar para hacer un espectáculo y empezar a desarrollarla. Cuando hay un guion, vamos al escenario y comenzamos a trabajar cada situación. A veces, hay algunas que pensamos que son buenísimas y una vez las probamos no son lo que creíamos, pero a lo mejor te derivan a otra mejor. Sin embargo, hay otras que estaban solo esbozadas y te das cuenta de que va a salir un sketch muy bueno. Cuando ya lo tenemos más o menos ensayado, escogemos un público juvenil de entre 12 y 16 años, que son muy espontáneos, muy listos y si les gusta una cosa se ríen y si no les gusta no;con lo que nos hacen de directores. Luego lo estrenamos y el público nos acaba de dar la última opinión. Hay un trabajo posterior al estreno que es de mejora del espectáculo que tiene que ver con esa reacción del público.

–¿Cuáles han sido los momentos más especiales de la trayectoria de Tricicle?

–La reacción del público en el primer espectáculo que hicimos, una vez que salimos en el Un, dos, tres... y a partir de ahí nos cambió la vida, la intervención en las Olimpiadas en 1992, los 18 países que hemos visitado viendo que nuestro espectáculo gustaba en todas partes y la gente que hemos conocido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios