Arte

La exposición 'Las mujeres de Goya' llega a Córdoba de mano de la Fundación Cajasol

  • La muestra se compone de 55 grabados con los que se pretende denunciar los abusos que se cometían contra las mujeres en el siglo XVIII

José María Bellido, Antonio Pulido y María Toral en la presentación de la exposición "Las mujeres de Goya". José María Bellido, Antonio Pulido y María Toral en la presentación de la exposición "Las mujeres de Goya".

José María Bellido, Antonio Pulido y María Toral en la presentación de la exposición "Las mujeres de Goya". / JUAN AYALA

La Fundación Cajasol en Córdoba ha acogido la inauguración de la exposición Las mujeres de Goya, una muestra de 55 grabados en los que el pintor y grabador Francisco de Goya reivindica la igualdad entre el hombre y la mujer. De esta forma, según ha explicado el presidente de la Fundación Cajasol, Antonio Pulido, el autor muestra una denuncia clara hacia los abusos que se producían en la época sobre las mujeres.

En palabras de la comisaria de la exposición, María Toral, esta exposición muestra el lado intelectual y libre de Francisco de Goya como artista, aparte de ese lado que acostumbraba a reflejar con la aristocracia. "Esta obra gráfica representa un testimonio histórico y artístico impresionante, ya que no son encargos de la familia real ni de la iglesia, son muchos grabados que Goya realizó con temática femenina para reflejar la discriminación que en la época soportaban las mujeres", ha explicado la comisaria.

"Desde el lado más reivindicativo de Goya", estas obras están divididas en cuatro partes: Los CaprichosLos Desastres de la guerraLa Tauromaquia, y Los Disparates o Proverbios.

Inicio de la exposición con "La Tauromaquia". Inicio de la exposición con "La Tauromaquia".

Inicio de la exposición con "La Tauromaquia". / JUAN AYALA

Los Caprichos son una critica que Goya representa en sus grabados hacia la educación, a la que no todos tenían acceso en el siglo XVIII; así como a la caza de la brujería y a la pésima situación de las prostitutas en la época, tal y como ha concretado Toral. Además, mediante estos grabados, también queda reflejada la injusticia que se cometía con las mujeres jóvenes, que con escasos recursos se veían obligadas a casarse por matrimonios de conveniencia.

Los grabados de Los Desastres de la guerra componen un total de 29 obras que reflejan "el valor de las mujeres en la lucha" y presentan la muerte de las mujeres, que dejaban a sus hijos huérfanos, según ha explicado Toral. "Estos grabados están catalogados como el primer gran reportaje gráfico que existe de una guerra y, por tanto, del primer fotoperiodismo que existe con hasta 80 grabados que Goya realizó". 

La exposición también presenta la sección La Tauromaquia con un grabado de una mujer torera que Goya eligió para representar su pasión por el toreo, al que era declarado un gran aficionado. 

Por último, la sección de Los Disparates o Proverbios fue la última en la que trabajó Goya y está representada en un total de cinco obras "que se acercan a las pinturas negras próximas a la realidad y a la fantasía que Goya escogió con el objetivo de denunciar la situación de la mujer dentro de una sociedad que la discrimina", ha explicado Toral.

Varios grabados de la exposición "Las mujeres de Goya". Varios grabados de la exposición "Las mujeres de Goya".

Varios grabados de la exposición "Las mujeres de Goya". / JUAN AYALA

Para Pulido, esta exposición significa "no dejar la cultura a un lado pese a la alarmante situación que estamos viviendo" y, además, ha destacado "el compromiso de la Fundación con Córdoba en general, no solo en cultura, sino en aspectos sociales".

Por último, el alcalde de Córdoba, José María Bellido, ha hecho hincapié en destacar "el compromiso de la Fundación Cajasol con la cultura y la ciudad, que apuesta porque los cordobeses disfruten de uno de los mayores artistas españoles de todos los tiempos como es Francisco de Goya". Además, el alcalde ha mostrado su atracción por esta exposición "que muestra la situación de injusticia que vivían las mujeres en el siglo XVIII y de la que los cordobeses deben tomar conciencia para que estos hechos no sigan ocurriendo en la actualidad".

La exposición estará abierta hasta el 14 de marzo con las medidas sanitarias y de seguridad que se requieren y con horario de 11:00 a 14:00 y de 16:00 a 18:00. Habrá aforo limitado de diez personas con guarda de seguridad en la puerta que se encargará de controlar el acceso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios