Mayo Festivo

Premios de los Patios de Córdoba: el reconocimiento a un año de trabajo

Luisa García posa en su patio de Maese Luis, 22 Luisa García posa en su patio de Maese Luis, 22

Luisa García posa en su patio de Maese Luis, 22

Juan Ayala

Escrito por

· F. J. Cantador

Redactor

Como reza aquella frase bíblica, en el caso del certamen de Patios muchos son los llamados, pero pocos los elegidos. El Concurso Municipal de Patios de 2022, en el que competían este año 52 recintos, ya tiene ganadores. La Mención de Honor, el galardón más importante del certamen y que está dotado con 4.000 euros, ha sido para Maese Luis, 22, ubicado en la ruta de Judería-San Francisco, un recinto que regenta la ceramista Luisa García. “Creo que este premio es un reconocimiento a la historia del patio”, sostiene Luisa, que ha participado en el concurso por 23 vez desde 1999 y entre otros ha cosechado dos primeros premios, en 2011 y 2016.

El secreto del éxito de Luisa en ese recinto en el que tiene su taller de cerámica es que todos los años cambia su siempre espectacular decoración floral. “Cambio la decoración por colores y lo que más destaca en esta edición son unas gitanillas rojas que parecen un jardín vertical debajo del limonero, junto con unos espectaculares claveles rojos”, destaca. “Creo que este premio es un reconocimiento a toda la trayectoria del patio en el concurso”, afirma.

Los primeros premios se quedan en las rutas de San Lorenzo y Santiago-San Pedro. El jurado del certamen ha distinguido con el primer puesto en la categoría de arquitectura moderna al recinto de Pastora, 2, mientras que en antigua ha sido el de Tinte, 9. Cada uno recibirá una dotación económica de 3.000 euros.

“Para mí, el premio más importante es el halago y el cariño que la gente muestra con mi patio. Y eso es lo que te da la vida para poder disfrutarlo”, explica Rafael Barón, el dueño de Pastora, 2, un recinto que acumula con este último seis primeros premios desde que comenzó en el certamen en 2002, una cita en el que ha participado en 22 ocasiones. Los otros primeros premios los recibió en 2005, 2009, 2016, 2017 y 2019.

Patio de Pastora, 2. Patio de Pastora, 2.

Patio de Pastora, 2. / Juan Ayala

“Para nosotros este último primer premio ha sido una sorpresa relativa después de que mucha gente de la que ha pasado por él en estos días, infinidad de extranjeros, nos hayan dado la enhorabuena, insistiendo incluso en que hacía tiempo que no habían visto un patio tan bonito y con tanto colorido”, explica Rafael. Como anécdotas de este año detalla que “un visitante de Texas se quedó como paralizado al contemplarlo diciendo que era el que tenía que ganar, mientras que un italiano decía que es un patio con magia”.

“Me siento contenta, porque este premio es un reconocimiento a todo el trabajo que realizamos en el patio”, comenta Ana Muñoz Fimia, la cuidadora más veterana del concurso y quien regente el patio de Tinte, 9, un recinto que participaba este año por 37 vez desde 1985 y que, entre otros grandes reconocimientos, ha obtenido otro primer premio en 2005 y una mención de honor en 2016. “Cada año vamos variando la decoración floral del patio y eso el visitante lo reconoce. En los arcos, por ejemplo, había antes gitanillas y ahora no”, destaca. Este reconocimiento la anima a seguir participando en el concurso con “una casa muy antigua, de 1680, en cuyo patio destaca todo, como su pozo árabe”.

Ana Muñoz Fimia posa junto a su hija en Tinte, 9 Ana Muñoz Fimia posa junto a su hija en Tinte, 9

Ana Muñoz Fimia posa junto a su hija en Tinte, 9 / Juan Ayala

Esta edición se estrenaba categoría, la de patios singulares, en ella han recibido menciones de honor -dotadas con 3.000 y 2.500 euros respectivamente- los patios de Marroquíes, 6 –en Santa Marina-San Agustín y San Basilio, 44 –en Alcázar Viejo–.

Ángela Moreno es una de las vecinas de Marroquíes, 6. “Estamos muy contentos con la mención que nos han dado, el patio está muy bonito y pensamos que nos la merecíamos”, insiste. Marroquíes, 6 es el patio más visitado en el concurso de 2022 hasta el momento. Participa por 29 vez en el certamen desde 1987 y ha cosechado, entre otros reconocimientos, una mención de honor en 2014 y primeros premios en 2000, 2006, 2007, 2009, 2010, 2012, 2013, 2018 y 2021.

Mari Ángeles Arquero y Ángela Moreno, en Marroquíes, 6 Mari Ángeles Arquero y Ángela Moreno, en Marroquíes, 6

Mari Ángeles Arquero y Ángela Moreno, en Marroquíes, 6 / Juan Ayala

“Para nosotros fue una sorpresa que nos metieran en la categoría de patios singulares, cuando siempre hemos competido en la de arquitectura antigua. No es por el premio, a nosotros nos da igual, pero creo que es uno de los recintos que reúne todas las características del patio de toda la vida”, confiesa. “Hay vecinos que residen aquí, también hay talleres, conservando una tradición de hace 50 ó 60 años”, comenta sobre un recinto que destaca por su singularidad, un recinto “compuesto por calles y en el que se conservan las pilas antiguas y las cocinas”. “Este año la gente se va impresionada de la cantidad de flores que tenemos”, comenta. Entre esas flores destaca una imposionante buganvilla “y, sobre todo, la gran variedad que tenemos de gitanillas y geranios”.

José Antonio Espinosa posa en Aceite, 8. José Antonio Espinosa posa en Aceite, 8.

José Antonio Espinosa posa en Aceite, 8. / Juan Ayala

Los segundos premios –dotados con 2.500 euros– han ido a parar en arquitectura antigua a Martín de Roa, 7, y en moderna a Aceite, 8. José Antonio Espinosa, de Aceite, 8 era la 22 vez que, junto a su mujer, Carmen Lopera, presentaba desde 1999 el patio al concurso. Desde entonces el premio más alto que había cosechado fue un sexto en 2014. “Este segundo premio nos ha supuesto una gran satisfacción, nos sabe a primero, ya que llevábamos unos años, concretamente desde 2017, en los que no habíamos obtenido ningún reconocimiento, en aquel momento fue un octavo puesto. Estábamos un poco desilusionados y con este segundo premio se ha reconocido el grandísimo trabajo que realizamos en este patio, que tiene 300 metros”, comenta.

Juan Collado regenta junto a su hija Rosa María el patio de Martín de Roa, 7, que este año concursaba por 29 vez desde 1979. Entre otros galardones, había cosechado hasta el momento una mención de honor en 2021 y primeros premios en 1988, 2017 y 2019. “Los premios siempre se agradecen porque son un reconocimiento a la labor que realizas durante todo año", manifiesta. Una de las plantas que supone más esfuerzo cuidar es la buganvilla, porque tienes que podarla, arreglarla y guiarla;también supone un esfuerzo, por ejemplo, cuidar de la flor de la gamba”, sostiene Juan, quien defiende que “gane o no gane premios, seguiré en el concurso, porque me gusta”.

Juan Collado, en Martín de Roa, 7. Juan Collado, en Martín de Roa, 7.

Juan Collado, en Martín de Roa, 7. / Juan Ayala

Los terceros premios –dotados con 2.000 euros– han distinguido a La Palma, 3, en arquitectura antigua y a Duartas, 2, en moderna. Manuel Cachinero es el responsable de La Palma, 3, patio que este año ha presentado por 29 vez al concurso y que ha conseguido, entre otros, un primer premio en 2014. “Todo esfuerzo merece una recompensa y gracias a Dios he tenido la suerte este año de conseguir el tercer premio y estoy muy contento con ello”, afirma. Manuel todos los años cambio la figura escultórica que salida de sus propias manos corona la fuente. “Esa es una de las novedades de este año, en el que también está muy bonito el rosal de pitiminí amarillo; además, he metido algún tipo de planta nueva, pero lo que más predomina es el geranio”, detalla. “Este año el patio está precioso y todo el que lo haya visto, lo dirá; lo que más le llama la atención a la gente es la buganvilla”, añade.

Manuel Cachinero, en La Palma, 3. Manuel Cachinero, en La Palma, 3.

Manuel Cachinero, en La Palma, 3. / Juan Ayala

Isabel Luque es la propietaria de Duartas, 2, patio que ha presentado por décima vez en el concurso desde 2021. Entre los premios contaba hasta ahora con un cuarto en 2019 y un sexto en 2021. “Hemos recibido con mucha ilusión este reconocimiento al trabajo de un año; este año el patio se ve espectacular por la muchísima floración que tiene”, insiste.

Isabel Luque, en Duartas, 2 Isabel Luque, en Duartas, 2

Isabel Luque, en Duartas, 2 / Juan Ayala

Los cuartos puestos –dotados con 1.500 euros– han recaído en la modalidad de arquitectura antigua en Isabel II, 1 y en moderna en Chaparro, 3. Mientras, los quintos –también con 1.500 euros– han reconocido el trabajo realizado en los patios de San Basilio, 40 y Plaza de las Tazas, 11; y los sextos –premiados asimismo con 1.500 euros– a Martín de Roa, 9 y Tafures, 2. En el séptimo lugar –premio dotado con 1.000 euros– se encuentran San Basilio, 14 y Barrionuevo, 43; y los octavos –también premiados con 1.000 euros– han recaído en Guzmanas, 7 y San Juan de Palomares, 8.

Finalmente han obtenido premios especiales de 400 euros los patios de San Basilio, 22; plaza de San Rafael, 7; Ocaña, 19; y Alfonso XII, 29

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios