Política

El presidente Pedro Sánchez plantea celebrar elecciones el Domingo de Ramos

  • La ciudad se prepara para su particular superdomingo: el derbi Sevilla-Betis, ocho cofradías en la calle y los colegios electorales abiertos de 9:00 a 20:00 horas. 

El presidente Pedro Sánchez plantea celebrar elecciones el Domingo de Ramos

Comentarios 18

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, baraja el 14 de abril para convocar elecciones generales, apenas un mes y medio antes de los comicios europeos, municipales y autonómicos del 26 de mayo, según han asegurado a Efe fuentes del Ejecutivo.

En el caso particular de Sevilla, esta convocatoria supondría poner a Sevilla a las puertas de vivir un auténtico superdomingo, pues ese domingo se celebra el derbi Sevilla-Betis en el Ramón Sánchez Pizjuán en horario matinal y salen ocho cofradías a la calle en la jornada más poblada con diferencia de toda la Semana Santa.

El Centro de Coordinación Operativa (Cecop), fundado en 2000, siempre destaca que el Domingo de Ramos es el día que se registran más incidencias, aunque la fama se la lleve la Madrugada por los altercados sucedidos hasta en cinco ediciones. Un Domingo de Ramos se registran en torno a 400.000 desplazamientos en el centro de Sevilla, según el estudio de las cámaras instaladas por el Ayuntamiento y fabricadas por la multinacional alemana Bosch. 

El Ayuntamiento de Sevilla presiona para que el derbi se celebre el sábado, aunque esta opción choca con la salida de la Hermandad de la Milagrosa en la tarde del Sábado de Pasión, que colapsa las principales arterias del barrio de Nervión.

La experiencia más parecida vivida por la ciudad fue cuando se celebraron elecciones autonómicas el Domingo de Pasión de 2012, cuando el PP de Javier Arenas ganó en número de votos por primera vez, pero se formó el gobierno entre PSOE e IU. 

Esta posibilidad se produce en un escenario de incertidumbre por la aprobación de los presupuestos generales del Estado de 2019, cuyas enmiendas a la totalidad se debaten a partir de mañana en el Congreso y de un claro distanciamiento del Ejecutivo con los partidos separatistas catalanes.

A ello se suma la manifestación celebrada ayer domingo en Madrid en demanda de elecciones anticipadas convocada por el PP y Cs, y en la que se volvió a reclamar a Pedro Sánchez que dé la palabra a los españoles en las urnas.

Esa posible convocatoria obligaría al Gobierno a disolver las Cortes y convocar las elecciones la semana que viene, el próximo 19 de febrero, para cumplir los 54 días que establece la ley.

La posibilidad de un "superdomingo" electoral para el 26 de mayo también ha planeado en el horizonte aunque cuenta con destacados detractores entre las propias filas socialistas.

Los barones del PSOE prefieren acudir a las urnas bajo una estricta perspectiva territorial, sin tener que añadir como ingredientes electorales los aspectos más delicados de la vida política nacional, como la crisis territorial en Cataluña.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios