Balonmano | Liga Asobal

Mariano Jiménez es reelegido como presidente del Ángel Ximénez

  • El máximo responsable del club pontanense renueva su cargo en la entidad hasta el año 2025

Mariano Jiménez, presidente del Ángel Ximénez.

Mariano Jiménez, presidente del Ángel Ximénez. / BM Puente Genil

Mariano Jiménez seguirá al frente del Ángel Ximénez, al menos hasta el año 2025. El máximo dirigente del club de Puente Genil vio como el pasado martes quedaba renovado en su cargo durante cuatro año más, al encabezas la única candidatura presentada en el periodo establecido por los estatutos del club.

De esta forma, Mariano Jiménez arranca su cuarto mandato como presidente del Ángel Ximénez, entidad en la que también desarrolló durante dos años las labores de vicepresidente ejecutivo. Ahora, al término de estos cuatro años para los que ha renovado su cargo de presidente, serán 16 los que haya dedicado a guiar a la entidad como su máximo responsable.

Rafael Miguel Jménez, al que popularmente se conoce como Mariano Jiménez, encabeza la única candidatura presentada en el proceso de elecciones abierto en el club de Puente Genil. Junto a él, figuran Jesús Jiménez como vicepresidente (que también realiza las labores de director deportivo del equipo), Francisco Pérez como tesorero y Antonio Ángel Velasco como secretario. Junto a ellos estarán también en la función de vocales José Torres, Juan Leiva, Ángel Jiménez, Jesús Pérez, Felipe Trujillo, Antonio Pineda, Víctor Arroyo, Víctor Romero, Francisco José Moyano y José Luis Moyano.

Tras esta proclamación, el Ángel Ximénez abre un periodo de cuatro años en el que el máximo reto es mantener el ilusionante proyecto deportivo de la entidad, que esta campaña cumplirá nueve ejercicios en la Liga Asobal, la máxima categoría del balonmano nacional.

El club de Puente Genil viene de realizar, con Paco Bustos como entrenador, la mejor temporada de su historia y ya prepara la campaña 2021-2022 con la ilusión de repetir e incluso intentar superar esos buenos resultados cosechados recientemente, con el aliciente además de recuperar el contacto más directos con sus aficionados, que esta última temporada apenas han podido estar al lado de sus jugadores debido a las restricciones impuestas por el coronavirus.

Al frente de la nave desde los despachos seguirá un Mariano Jiménez convertido en santo y seña de una entidad instalada en la élite del balonmano español que quiere seguir creciendo y dando pasos adelante.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios