EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Deportes

El Cajasur Córdoba BM despide el 2019 con derrota en Antequera

  • Los granates pagaron caro sus imprecisiones y su poca claridad ofensiva en la primera parte

Escribano charla con sus jugadores antes de arrancar el partido en Antequera. Escribano charla con sus jugadores antes de arrancar el partido en Antequera.

Escribano charla con sus jugadores antes de arrancar el partido en Antequera. / El Día

El Cajasur Córdoba BM cerró el 2019 con derrota en la pista del Conservas Alsur Antequera por 28-23. Los granates maquillaron algo el marcador en los últimos compases, en un duelo que empezaron a perder en la primera mitad, víctimas de sus propios errores de lanzamiento e imprecisiones en los pases. Hasta de nueve llegó a ser la desventaja, que al final se quedó en cinco. La mejor noticia fue el estreno de Juanlu Moyano, que gozó de algunos minutos de juego en la primera mitad. La cruz, otra posible lesión, la de Alberto Requena.

Irregular arranque de partido por parte de un Cajasur que dio muchas facilidades de salida a la escuadra local. Nuevamente, las imprecisiones en el juego, con innumerables errores de pase y en el lanzamiento, eran la tónica dominante y con ese panorama se antojaba imposible sacar algo positivo.

Maireles se lucía en la meta local una y otra vez, mientras que la defensa granate era incapaz de parar la ofensiva antequerana. Diez minutos estuvo anclado el Córdoba BM en el cuarto gol, y ello fue aprovechado por el cuadro de Lorenzo Ruiz para marcharse cómodamente. Escribano lo intentó hasta con Juanlu Moyano en cancha, pero en el minuto 20, con 12-5 y las cosas de mal en peor, tuvo que solicitar tiempo para intentar capear el temporal.

Poco cambió de ahí hasta el descanso, porque, a pesar de una ligera mejoría en el juego granate, el intercambio de goles en ambas porterías beneficiaba al cuadro malagueño, muy por encima en el electrónico. El 18-12 al descanso suponía una dura losa para un Cajasur que había regalado muchas opciones de victoria a su rival.

Contratiempo casi de salida de vestuarios con la lesión de un Alberto Requena que tuvo que retirarse del juego con evidentes signos de dolor. Ni en eso tenían suerte los de Escribano, que aun así, consiguieron ponerse a cuatro y tuvieron bola para apretar algo el marcador.

Pero del 18-14 se pasó pronto a un 22-14 que terminó por ahogar los tímidos intentos de remontada granate. El Antequera volvió a poner una cómoda renta de por medio y el partido definitivamente se acabó a falta de veinte minutos para la conclusión.

Los últimos compases fueron algo broncos, con un carrusel de exclusiones que tuvieron su guinda con la descalificación de Esteban López. Al final un 28-23 con el que el Cajasur pudo maquillar el marcador en los últimos parciales y que deja a los granates cuartos por la cola al acabar el año 2019. Enero vendrá fuerte con los difíciles duelos ante Torrelavega y Teucro en la lucha cajista por la permanencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios