Córdoba CF

Las notas de los jugadores del Córdoba CF ante el Murcia

  • El solitario tanto de Willy quiebra la mala racha del CCF, que ganó en el estreno de Pablo Alfaro

Willy busca un balón ante la vigilancia de Miguel Muñoz. Willy busca un balón ante la vigilancia de Miguel Muñoz.

Willy busca un balón ante la vigilancia de Miguel Muñoz. / LOF

El Córdoba CF vuelve a sonreír. El conjunto blanquiverde quebró su mala dinámica con un trabajado triunfo en su visita al Real Murcia, noqueado por el gol de Willy en el minuto 52, lo que dio lustre al estreno de Pablo Alfaro en el banquillo. Eso sí, los cordobesistas tienen mucho que mejorar, sobre todo en el juego con balón, pues estuvieron casi siempre a merced de los granas, que llegaron a fallar un penalti.

ISAAC BECERRA Paró un penalti. El catalán repitió como titular tras su estreno en Linares, elegido por delante de Edu Frías. Tuvo un partido con mucho trabajo, pues el Murcia atacó de continuo, pero lo resolvió bien. Repelió una pena máxima que Chumbi tiró al centro.

MANU FARRANDO Contención. Jugando fuera de casa y en situación de crisis, Alfaro tiró del perfil más defensivo del hispano-argentino para el lateral, desde donde apenas se proyectó en ataque. Le tocó mirar más hacia su portería y esforzarse ante los desequilibrantes extremos locales.

DJETEI Impenetrable. Ni siquiera la rigurosa amarilla que le mostró el colegiado a los 9 minutos mermó al camerunés, que se las tuvo tiesas con Chumbi. No salió del todo mal, airoso. Con el acoso final del Murcia se hizo gigante en el área cordobesista.

BERNARDO CRUZ Pillo. En un encuentro muy exigente, ante un rival que juntó un punta móvil con otro más fijo, el cordobés respondió bien y se mostró más firme que otras veces. Al final, ya en el descuento, sacó la cartulina roja a Alberto Toril por una supuesta agresión.

JESÚS ÁLVARO Contenido. En su primera titularidad, el canario estuvo más comedido en sus incorporaciones al ataque de lo que suele ser habitual. Sabía que su principal labor estaba atrás. Sufrió más que Farrando en el otro costado y un par de despistes suyos a punto estuvieron de generar acciones de mucho peligro.

JAVI FLORES De volante. El capitán retrasó su posición para jugar más cerca de Mario Ortiz y Alberto del Moral, dibujando una especie de uve. La idea era cerrar los espacios interiores y tener calidad para tener la pelota tras robo, pero esto último se echó en falta con algo más de continuidad.

ALBERTO DEL MORAL Es el pivote. El jugador con ficha del filial convenció a Sabas y parece que ha hecho lo mismo con Alfaro. Es el mediocentro posicional más seguro que tiene la plantilla. Trabajó bien, sobre todo en la contención, y fue creciendo con el paso de los minutos.

MARIO ORTIZ Arropado. Jugando con más gente alrededor, teniendo compañeros más próximos, el medio cántabro se sintió más a gusto. Le beneficia que el equipo no se haga tan largo. Le faltó capacidad para tener más pelota.

CARLOS VALVERDE Buenos centros. Aunque el Córdoba no atacó demasiado cuando él estuvo en el campo, el utrerano fue la principal vía de escape en las transiciones gracias a su velocidad. Puso algún envío al área que no encontró la guinda del remate.

WILLY Gol. La gran apuesta -y la gran sorpresa- del primer once inicial de Pablo Alfaro. El extremeño se fajó con los defensas, casi siempre en inferioridad, pero acertó en la única ocasión clara que tuvo. Un tanto que tiene que darle confianza y hacerle crecer.

ALAIN OYARZUN Estrategia. En un choque con notable exigencia, el donostiarra no estuvo nunca del todo cómodo. Le tocó replegar de continuo, echar una mano atrás, y sus apariciones ofensivas fueron escasas. En la pelota parada lució su buen golpeo.

MOUTINHO Asistencia. No había hecho más que entrar en el terreno de juego cuando, en el primer balón que tocaba, se la acomodó y sacó un centro preciso entre los centrales y el portero que Willy llevó a la red. Tiene calidad para dar más y con más continuidad.

SAMU DELGADO Desgaste. Con el partido en ventaja, la entrada del exterior conquense fue más para equilibrar los costados y proteger el diestro de la entrada del lateral en ataque que para buscar la portería contraria. Una labor que Samu hace a la perfección.

DJAK TRAORÉ Aire. Con el Real Murcia apretando y acumulando oleadas para buscar la igualada, la entrada del costamarfileño vino de lujo a la medular. Dio aire, peleó por arriba y por abajo y consiguió estirarse, y con él al equipo, en alguna ocasión.

PIOVACCARI Tuvo la sentencia. El italiano tuvo que esperar su oportunidad en el banquillo por primera vez en la temporada. Fue la última sustitución de Pablo Alfaro, que no agotó los cambios. Tuvo una gran ocasión para hacer el segundo y evitar el sufrimiento final.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios