córdoba c.f.

Vuelta a la normalidad

  • Los minoritarios recuperan voz y voto en una junta extraordinaria en la que se rebajó el mínimo de acciones para acudir y se adecuaron los estatutos

Jesús León, segundo por la izquierda, junto a los miembrsos de su consejo de administración y el exfutbolista José Luis Navarro. Jesús León, segundo por la izquierda, junto a los miembrsos de su consejo de administración y el exfutbolista José Luis Navarro.

Jesús León, segundo por la izquierda, junto a los miembrsos de su consejo de administración y el exfutbolista José Luis Navarro. / juan ayala

La primera junta extraordinaria de accionistas de la directiva presidida por Jesús León fue la del regreso a la normalidad en la vida social del club. Tras unos años en los que la anterior propiedad prohibió la entrada a medios de comunicación y a cualquier atisbo de oposición, la nueva directiva dio un paso importante en la normalización de relaciones entre el club y los accionistas minoritarios, al tiempo que Jesús León coincidió con el compromiso de abrir el club a los accionistas agrupados en el Sindicato de Accionistas Minoritarios (SAM).

José María Córdoba y Antonio Garcés fueron los representantes del SAM en la junta, a la que acudieron junto a otros miembros del colectivo. Este sindicato logró la sindicación del 0,24% de las acciones de la entidad, mientras que Aglomerados Córdoba posee el 98,71% de los títulos. Lógicamente, el voto de los minoritarios era algo más simbólico que real, aunque la junta de León facilitó que los accionistas se sintieran de nuevo parte importante de la entidad.

De la menos de una hora que duró la cita en las instalaciones de El Arcángel, lo más interesante fue la modificación de los estatutos sociales de la entidad para la reducción del número de acciones necesarias para la asistencia a las juntas. A partir de ahora, 30.000 acciones serán suficientes para acceder, que además podrán ser sindicadas, lo que permitirá al Sindicato de Accionistas Minoritarios tener representación en estas citas.

El segundo punto de interés, y motivo principal por el que se convocó esta junta extraordinaria de accionistas, fue la modificación del artículo 11 de los estatutos sociales del club para adecuarlos al contrato de compraventa firmado entre León y González. Con el voto a favor de Aglomerados Córdoba y con la negativa -simbólica por su escaso porcentaje accionarial- de los minoritarios, la junta aprobó la inclusión en los estatutos de los derechos políticos y económicos de Azaveco (la empresa de Carlos González que vendió el club a León) en caso de incumplimiento de los pagos pendientes por parte de Aglomerados Córdoba. El presidente, en este punto, resaltó su absoluta tranquilidad, porque está seguro de cumplir con los pagos pactados.

Antes de los dos puntos de mayor interés de la junto, Jesús León arrancó la reunión haciendo un repaso al proyecto económico y deportivo del club. El presidente del Córdoba volvió a recordar que "desde que llegamos todo ha sido un mundo, una barrera cada punto que tocábamos". El montoreño explicó además que por el déficit de 1,3 millones de euros que la entidad tenía en su límite salarial en el mes de enero se tuvo que subsanar con una aportación personal del presidente, además de las bajas dadas, de cuyo montante económico se pudo usar el 50% para nuevas incorporaciones.

Además, sobre el estado de las cuentas de la entidad, León desveló otra aportación económica para cuadrar el presupuesto de este año. "Existe equilibrio económico pero porque nos hemos basado en criterios de ajuste. El balance del presupuesto era negativo cuando yo he llegado, en unos dos millones de euros. Lo hemos equilibrado con otras dotaciones que hay que cumplir. Pero nos vamos a encontrar con un presupuesto equilibrado al final de temporada, aunque estaba en -2 millones de euros", avisó el máximo mandatario del Córdoba.

En el apartado deportivo, León reiteró que el único objetivo es la salvación del equipo, y que "la motivación de los jugadores está siendo nuestra bandera", por lo que remarcó que "necesitamos que la afición sea más activa, que perdone los errores del equipo y que estén presentes, que sean revulsivos". También reveló el presidente del Córdoba que la entidad trabaja en las renovaciones de los jugadores que considera importantes, si bien supeditó esas conversaciones al resultado final de la temporada.

Además, la junta directiva instó a los accionistas minoritarios a hacer sugerencias por escrito en cuanto al reglamento interno del club para estudiar su modificación en próximas juntas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios