Córdoba CF

Jorge Romero seguirá tres temporadas más en el filial

  • La entidad mantiene su confianza en el técnico cordobés, que realizó un gran tramo final con el 'B'

Jorge Romero . Jorge Romero .

Jorge Romero . / córdobacf.com

Jorge Romero seguirá como técnico del filial blanquiverde durante las tres próximas temporadas. El club hizo oficial ayer la continuidad del técnico cordobés, que logró levantar el vuelo del B y atar la permanencia tras un brillante tramo final de campaña en el Grupo IV de Segunda B.

En un comunicado, el club comentó que "ha depositado su confianza en él para liderar el banquillo del Córdoba B". Jorge Romero aterrizó en el CCF la temporada 2009-2010 como entrenador del cadete B, para posteriormente continuar otras dos campañas más al frente del cadete A. "Su buen hacer como entrenador le llevó a dar el salto al cuerpo técnico del primer equipo desde la temporada 2012-2013, ejerciendo las labores de scouting", apunta el club en su escrito. Además, "formó parte del cuerpo técnico del filial hace dos ejercicios con Luis Carrión, junto al que también ha estado en el primer equipo. Con Jorge Romero, "el club da continuidad a la filosofía de juego en este proyecto".

La mala racha del filial provocó que la entidad tomase la decisión de relevar a Carlos Losada y dar el mando a Jorge Romero. Era el segundo cambio de entrenador en este ejercicio, ya que el curso lo abrió Luis Carrión, que subió al primer equipo tras la destitución de José Luis Oltra. De hecho, Romero acompañó al preparador catalán en su cuerpo técnico mientras Losada estaba en el Córdoba B. Sin embargo, el equipo no iba bien y se buscó una nueva solución para cambiar el rumbo del filial. Entonces llegó el momento de Romero, aunque nunca pudo sentarse en el banquillo al haber estado con el primer equipo. Esto hizo que Francisco Javier Herruzo fuese la cara visible en el banquillo, aunque Romero siempre llevó la voz cantante. Ahora tendrá la oportunidad de hacerlo y mantener el buen nivel mostrado durante este tramo final del curso. Tomó el mando del B en la vigésimoctava jornada tras la derrota en Jumilla, con la que se puso el punto y final a la era Carlos Losada. La andadura de Romero arrancó de la mejor manera, al vencer en casa a la Balona. De hecho, este triunfo sirvió para sacar al filial del descenso, zona a la que ya nunca volvió gracias a un brillante final de campaña, en el que los blanquiverdes sólo perdieron dos partidos (Murcia y Granada B), lo que le valió para acabar en la décimoprimera plaza con 48 puntos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios