Córdoba CF

El uno por uno del Córdoba ante el Málaga (3-0)

  • Los blanquiverdes tuvieron más el balón pero atrás fueron muy endebles

Once inicial del Córdoba en La Rosaleda. Once inicial del Córdoba en La Rosaleda.

Once inicial del Córdoba en La Rosaleda. / Álex Gallegos

CARLOS ABAD Exigido. Tuvo mucho trabajo durante el partido, porque el Málaga cada vez que llegó golpeó con fuerzas, sobre todo en los balones parados. No fue culpable de los tres goles encajados e incluso salvó varios.

LOUREIRO Blando. Ontiveros tuvo muchas facilidades a la hora de superar al defensa gallego, que no tuvo su mejor tarde en su vuelta al once inicial en liga. En ataque apareció ocasionalmente y lo hizo con poco acierto.

QUINTANILLA Impotente. Superado por la corpulencia de Blanco Leschuk y la fortaleza de Harper. Le costó mucho imponer una de sus mejores virtudes, la contundencia. Dormido como toda la zaga en el primer gol local.

VALENTÍN Lesionado. Mala fortuna para el central canario, que se tuvo que retirar a los 20 minutos de partido por una lesión muscular. En la jugada del primer gol local no anduvo rápido para anticiparse a la estrategia.

JAVI GALÁN Frenado. Mal partido del carrilero pacense, que tuvo mucha exigencia defensiva con Hicham en la pimera parte y que apareció bastante en ataque pero sin ninguna claridad y casi siempre trastabillado.

ÁLEX VALLEJO Superado. El mediocentro blanquiverde pudo hacer poco ante la superioridad física del rival, especialmente de N'Diaye. Le costó mucho contener al senegalés. En la distribución de balón no estuvo nada mal.

JOVANOVIC Desaparecido. La primera acción del duelo, en una escaramuza que el extremo balcánico generó gracias a su velocidad, fue la única acción destacable de sus grises 57 minutos. Fue el primer sacrificado por Sandoval.

BLATI TOURÉ Pulmones. El centrocampista burkinés dio una muestra más de su tremendo despliegue físico y su verticalidad con el balón en los pies. Con el paso de los minutos bajó sus prestaciones pero será importante.

ÁLVARO AGUADO Omnipresente. El volante jiennense fue el hombre más destacado de su equipo en La Rosaleda, en un choque exigente que le sirvió para demostrar su personalidad sobre el césped. Aguado empezó el partido muy enchufado, en la línea de su equipo, y pronto empezó a conectar con Blati Touré y con los laterales para dar bastante fluidez al juego de su equipo. Prácticamente en todas las jugadas ofensivas del cuadro blanquiverde estuvo presente el volante jiennense, que además también lo intentó en la segunda parte con dos disparos lejanos, visto que acercarse a la portería le costaba un mundo a su equipo, que pusieron en aprietos a Munir. En el aspecto de trabajo defensivo, poco se le puede achacar a Álvaro Aguado, que trabajó como el que más para ayudar a sus compañeros, a pesar de la evidente superioridad física del rival. Buen partido del motor del Córdoba, que debe ir asentándose con actuaciones similares.

ALFARO Inadvertido. Empezó el partido tirado a la izquierda en el sistema planteado por Sandoval. Se le vio muy poco en acciones ofensivas de su equipo. En defensa ayudó lo que pudo pero no tuvo su mejor partido.

ANDRÉS MARTÍN Detalles. Primera titularidad para el joven ariete sevillano, que dejó destellos en el arranque del partido de su peligrosidad, aunque la defensa del Málaga resultó un examen demasiado exigente para él.

AYTHAMI Mejor. Mejoró sus prestaciones respecto a sus últimas actuaciones ligueras, aunque sigue lejos del nivel mostrado en la temporada pasada. En la jugada del tercer tanto no pudo despejar el centro del rival.

ERIK EXPÓSITO Testimonial. Tuvo una buena ocasión en un remate franco de cabeza tras un buen centro de Javi Galán, pero no lo aprovechó. Fue la única acción en la que apareció, por lo demás estuvo bastante desaparecido.

DE LAS CUEVAS Sin tiempo. Apenas dispuso de 10 minutos para sumar algo al equipo y con el partido ya totalmente decantado hacia el rival, poco pudo hacer el alicantino, que necesitará de más tiempo para ser importante.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios