Córdoba CF Los números no mienten

  • El conjunto blanquiverde cierra la primera vuelta del campeonato tras ocupar puestos de descenso en 20 de las 21 jornadas disputadas

  • La salvación, más cerca que hace un año

Erik Expósito conduce el balón ante la presión de Óscar Valentín. Erik Expósito conduce el balón ante la presión de Óscar Valentín.

Erik Expósito conduce el balón ante la presión de Óscar Valentín. / Álex Gallegos

Un año después de la llegada de Jesús León al Córdoba, la situación deportiva del conjunto blanquiverde se encuentra prácticamente en el mismo punto crítico en el que el empresario montoreño accedió a la entidad. Al término de la primera vuelta del campeonato en LaLiga 1|2|3, los números no mienten, y señalan al equipo cordobesista como el segundo peor de la competición, con tan solo 18 puntos de los 63 puestos en juego, que le sitúan en la penúltima posición de la tabla.

El cuadro blanquiverde ha cerrado una decepcionante primera vuelta, en la que ha ocupado puestos de descenso en 20 de las 21 jornadas disputadas, desde la segunda semana de competición, por lo que en esta segunda vuelta partirá con el cartel de claro candidato a perder la categoría. Una situación similar –incluso algo menos grave– a la que experimentó el ejercicio pasado a estas mismas alturas, aunque entonces supo reaccionar con una segunda vuelta de cifras espectaculares para atar la permanencia. Con todo, los condicionantes que ahora rodean al club son radicalmente opuestos e invitan a pensar que ese cambio brusco será más complicado que entonces.

El que menos gana

El dato más desalentador de la primera vuelta del Córdoba es que sólo ha ganado tres partidos en los primeros 21 disputados. El conjunto blanquiverde superó al Almería, al Extremadura y a Las Palmas, tres triunfos que se antojan demasiado escasos y que dejan al cuadro cordobesista como el que menos gana en la categoría de plata, superado incluso por el colista, el Nàstic de Tarragona, que ha ganado cuatro duelos.Esa cifra de victorias es incluso inferior a la lograda por el Córdoba al cierre de la primera vuelta de la temporada pasada, que el equipo cordobesista alcanzó con cuatro triunfos y una posición más, siendo vigésimo en la tabla.

Con todo, el cuadro blanquiverde tiene dos puntos más ahora que el año pasado a estas alturas, cuando el botín era de apenas 16. La diferencia respecto a entonces radica en que el Córdoba ha perdido nueve partidos, cuando en la primera vuelta de la temporada 17-18 lo hizo en 13 ocasiones. Ahora, la sangría de derrotas se ha visto compensada con algunos empates como el salvado ante el Rayo Majadahonda el domingo en El Arcángel.

El principal lastre del CCF sigue estando en el plano defensivo. El Córdoba es, un año más al ecuador de la competición, el equipo más goleado de la categoría de plata. En este ejercicio son 37 los tantos encajados, por los 39 de la pasada temporada. Un desastre defensivo que deja en anécdota los datos de dianas a favor, que sin ser espectaculares son bastante decentes para un equipo de la zona baja, pues con 24 goles hay hasta 11 equipos por debajo de los de Curro Torres en la faceta realizadora.

La competición en LaLiga 1|2|3 vuelve a demostrar, un año más, que lo que más se premia es encajar pocos tantos, y ahí el CCF tiene mucho que mejorar para salir de la zona pantanosa en la que habita desde la segunda jornada del campeonato.

A cuatro puntos

Teniendo en cuenta el reguero de datos negativos que arrastra el Córdoba, quizás el dato más esperanzador es que la permanencia está a cuatro puntos de distancia. Sobre todo teniendo en cuenta que el curso pasado estaba a siete tras alcanzar el ecuador de la competición. Ahora, a pesar de estar fuera de la distancia de un partido, la desventaja no parece insalvable si los blanquiverdes mejoran y son capaces de sumar puntos con más regularidad en las próximas 21 fechas.

Jesús León, en el palco de El Arcángel, junto a Magdalena Entrenas y Alfredo García Amado. Jesús León, en el palco de El Arcángel, junto a Magdalena Entrenas y Alfredo García Amado.

Jesús León, en el palco de El Arcángel, junto a Magdalena Entrenas y Alfredo García Amado. / Álex Gallegos

La explicación de esa menor distancia respecto a los puestos de salvación, además de los dos puntos de más que suma el Córdoba respecto al curso pasado a estas mismas alturas, es que la permanencia es más barata en la presente campaña. Y es que la línea la marca el Rayo Majadahonda con 22 puntos, cuando el año pasado era la Cultural y Deportiva Leonesa con 23. Pero el dato más esclarecedor es que hasta diez equipos están por debajo de los 24 puntos, algo que el curso pasado sólo le sucedía a seis conjuntos.

Una revolución más difícil

Pese a esa esperanza que ofrecen los números, la exigencia para el Córdoba en esta segunda vuelta rondará los 30 puntos, algo complicado de conseguir. Sobre todo si se tiene en cuenta que el club blanquiverde no parece en disposición de generar en su plantilla la revolución que acometió el pasado enero y que terminó propiciando una reacción brillante.

El club abonó ayer las nóminas pendientes de noviembre y confía en ponerse al día en breve

En esta ocasión, el CCF tiene el límite salarial ampliamente sobrepasado y un déficit en sus cuentas importante. A ello se suman los impagos a trabajadores y plantilla, aunque ayer el club terminó de abonar las nóminas pendientes de noviembre y confía en que en los próximos días se pueda acometer el pago de diciembre para dejar solventado un aspecto que nunca ayuda al buen funcionamiento de un vestuario. Estas situaciones obligan a la entidad que preside Jesús León a cerrar al menos un traspaso –con el de Sergi Guardiola como foco de todas las miradas– y liberar algunas fichas para poder retocar el plantel y ajustarlo en la medida de lo posible a las preferencias de Curro Torres, que a su llegada se encontró con un equipo confeccionado sin su participación.

Del acierto en esas incorporaciones que, presumiblemente, acabarán por llegar, dependerán en gran parte las opciones del Córdoba de darle la vuelta a unos números que al ecuador señalan el camino del descenso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios