Córdoba

Los vecinos cargan contra la Junta por el decreto de terrazas

  • Al-Zahara se concentra en Ciencias del Trabajo, donde Rosa Aguilar ofrecía una conferencia

Rosa Aguilar se dirige a Juan Andrés de Gracia y Antonio Toledano. Rosa Aguilar se dirige a Juan Andrés de Gracia y Antonio Toledano.

Rosa Aguilar se dirige a Juan Andrés de Gracia y Antonio Toledano. / el Día

Un grupo de representantes de la Federación de Asociaciones Vecinales Al-Zahara, entre ellos su presidente, Antonio Toledano, y el presidente del Consejo del Movimiento Ciudadano, Juan Andrés de Gracia, se concentraron ayer frente a la Facultad de Ciencias del Trabajo, donde la consejera de Justicia e Interior de la Junta, Rosa Aguilar, iba a ofrecer una ponencia. La razón, la nueva regulación de las terrazas y veladores de bares y restaurantes en Andalucía que incorpora la modalidad de concierto de pequeño formato en establecimientos de hostelería que se celebren en el interior de espacios fijos, cerrados y cubiertos, carentes de escenario y camerino, y en horario de 15:00 a 00:00.

Tal y como explicaron desde Al-Zahara, el decreto apunta que "los agentes sociales y organizaciones ciudadanas han participado en su elaboración y que responde a las demandas municipales, empresariales del sector de la hostelería y vecinales". Esto es, añadieron, falso. Desde la Federación aseguraron que esa participación "nunca existió" y añadieron que las asociaciones vecinales no recibieron "comunicación ni notificación alguna sobre el proceso de elaboración del decreto por parte de la Consejería de Justicia e Interior".

Los residentes entienden que la nueva norma no protege el derecho al descanso de los vecinos

Al-Zahara reprochó que dicho decreto no puede contar, además, con el consenso de los vecinos cuando "atenta contra nuestro derecho al descanso". "El decreto transgrede derechos constitucionales básicos recogidos en nuestra Constitución y en nuestro Estatuto y olvida la Directiva Europea del Ruido, que establece que las ciudades deben tender a disminuir las emisiones acústicas y ruidos producidos por la actividad humana", añadió la Federación de Asociaciones.

Desde la organización vecinal recordaron además una cita del Defensor del Pueblo Andaluz en la que apuntaba que "este nuevo decreto, con su ampliación de horarios, sería darle el visto bueno, el espaldarazo oficial a esos reiterados incumplimientos que de facto se están cometiendo y solamente favorecería al sector de ocio (turismo y hostelería) dañando seriamente la vida del vecindario".

Los vecinos aseguran que con esta nueva normativa se producirán aún más quejas que con la anterior al entender que "el sector del ocio podrá prácticamente hacer lo que le dé la gana" sin que haya forma jurídica para defenderse. Por esto, Al-Zahara pedirá al Ayuntamiento de la ciudad que recurra este decreto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios