Córdoba

El 'renovado' Mercado Medieval abre sus puertas

  • El entorno de la Calahorra vuelve a convertirse en un espacio de mezcolanza gastronómica, cultural y de ocio

Pasacalles de apertura del Mercado de las Tres Culturas. Pasacalles de apertura del Mercado de las Tres Culturas.

Pasacalles de apertura del Mercado de las Tres Culturas. / Laura Martín

El entorno de la Torre de la Calahorra ya acoge una nueva edición del Mercado Medieval, que este año se llama Mercado de las Tres Culturas, aunque las diferencias con los anteriores apenas son perceptibles. Represente lo que represente, esta cita se ha convertido ya en una de las fijas en el calendario de fiestas en Córdoba.

El último fin de semana de enero vuelve a estar reservado a un espacio de olores que abren el apetito, a pasacalles de piruetas imposibles y a toda la artesanía que uno pueda imaginarse y más. La delegada de Promoción de la Ciudad, Marian Aguilar, ha sido la encargada de inaugurar este Mercado que, como cada año, ha arrancado con un pasacalles desde la Puerta del Puente.

Gaitas, danza del vientre, arlequines, malabares y hasta un dragón han formado parte de esta cabalgata de apertura que también se repetirá este sábado y este domingo desde Capitulares (el sábado a las 16:00 y el domingo a las 12:00).

Puesto de comida en el Mercado de las Tres Culturas. Puesto de comida en el Mercado de las Tres Culturas.

Puesto de comida en el Mercado de las Tres Culturas. / Laura Martín

Las posibilidades de pasar un buen rato en el Mercado de las Tres Culturas son casi infinitas. Por un lado están los puestos de comida, para todos los gustos. Sobresalen como cada año aquellos que colocan sus ricas viandas a la vista de todo el mundo, en una gran parrilla, los que generan ese olor a carne a la parrilla tan apetecible a según ciertas horas del día.

Comida alemana, india y por supuesto española componen el menú de posibilidades para tomar un alto en el camino en este Mercado. También están los puestos de sangría y vino caliente, unos clásicos del evento, y para rematar los puestos con cosas dulces, como churros, crepes o gominolas.

Puesto de bebidas. Puesto de bebidas.

Puesto de bebidas. / Laura Martín

Si después de comer alguien quiere llevarse un recuerdo de la cita, también tiene múltiples posibilidades. Bisutería, herrería, perfumería... y un largo etcétera en la lista de regalos que, en su mayoría, son artesanales.

Las actividades

El programa del Mercado de las Tres Culturas se compone de 60 actividades diarias para todos los públicos que se irán repitiendo a lo largo del fin de semana. Espectáculos infantiles, musicales, cómicos o demostraciones de cetrería son algunas de las citas que integran esta lista.

Durante estos días habrá actividades fijas como el Campamento de las tres culturas, talleres de oficios, espectáculos de títeres o el rincón infantil con atracciones para los más pequeños.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios