Sanidad

Los médicos de la privada de Córdoba dicen "basta ya" por sus condiciones de trabajo: "Estamos dispuestos a llegar donde haga falta"

  • Uno de cada tres facultativos de la provincia con dedicación a la privada en algún momento ha cesado su colaboración con una aseguradora

Luis Galán, Alfonso Carmona, Carmen Arias, Julián Garrido y Manuel Mazo, en el Colegio de Médicos de Córdoba.

Luis Galán, Alfonso Carmona, Carmen Arias, Julián Garrido y Manuel Mazo, en el Colegio de Médicos de Córdoba.

Los médicos de la privada y concertada han dicho "basta ya" ante las condiciones laborales que soportan y denuncian que las aseguradoras llevan décadas sin actualizar las tarifas que les pagan por cada consulta.

Profesionales del sector (que incluye a las mutualidades de funcionarios Muface, Isfas y Mugeju) han expuesto este martes en el Colegio de Médicos de Córdoba la problemática que viven, manifestando que están "dispuestos a llegar donde haga falta" para "dignificar las condiciones de la medicina privada".

Así lo ha aseverado el portavoz de Ejercicio Libre del Consejo Andaluz de Colegios de Médicos (CACM), Alfonso Carmona, que ha apuntado que "durante estos 20 o 30 años no se han tocado los honorarios de los médicos (de la privada) ni significativamente ni ningún de otra forma". "No hay ningún gremio que sea capaz de soportar esto", ha resaltado.

Estos facultativos han dicho "basta ya", aunque Carmona ha puntualizado que no quieren "guerra, porque las guerras no son buenas para ninguna parte", sino que las aseguradoras se sienten a negociar porque han "perdido el 145% de poder adquisitivo en los últimos 30 años". "Estamos obligados a llegar a un acuerdo", ha señalado.

En esa línea, ha explicado que en 1993, abrir una consulta costaba "49 euros la hora de trabajo en tu casa", mientras que ahora, con el aumento de la luz y el resto de suministros, esa cantidad ha ascendido a más de 88 euros.

Por eso, "hay que ser flexible para sentarse" a negociar, pero con quien tenga "poder de dialogar con nosotros" ya que reconoce que ha habido reuniones con representantes de las aseguradoras, pero sin llegar a ninguna solución porque estos no han querido hablar de dinero. Ante esto, Carmona ha insistido en que "tenemos que llegar a un acuerdo". En su opinión, "hay dos opciones: o te sientas o te vas a tener que sentar con movimientos de fuerza" porque "estamos dispuestos a llegar adonde haga falta porque nos va la vida en ello".

El portavoz de Ejercicio Libre del CACM ha incidido en que "todas las aseguradoras tienen beneficios" e incluso en la crisis económica del 2008 "la gente se hizo más seguros". Por eso, cree que "no se puede crear riqueza a costa de un tercero, que es el médico".

Carmona ha aclarado que no están pidiendo honorarios mínimos: "Hay otra forma" porque "si tú tienes un contrato de 1992 de 15 euros y no me lo has modificado en todo este tiempo, algo estarás haciendo mal". Por ello, los médicos de la privada solicitan que les adecúen lo que cobran "a los tiempos actuales" igual que han subido las primas de los seguros.

Según ha apuntado, el 36% de la asistencia en España es privada, pero muchos facultativos se han ido de las aseguradoras y esto ha provocado que las citas de los pacientes cada vez se den a más días vista.

Encuesta a los facultativos

En abril de pasado año, el Colegio de Médicos de Córdoba encargó una encuesta a la empresa Concepto en la que se obtuvieron unos datos que "muestran las malas condiciones que se mantienen con las aseguradoras a la hora de prestar servicios médicos en el ámbito privado". Comparando los resultados con los que se obtuvieron en una encuesta similar realizada en 2007, hace 15 años, "podemos observar que se mantienen e incluso empeoran los principales problemas".

Así, el vocal de Medicina Privada del Colegio cordobés, Julián Garrido, ha indicado que "uno de cada tres médicos con dedicación a la privada en algún momento ha cesado su colaboración con alguna entidad aseguradora, destacando como principal motivo los bajos honorarios y malas condiciones de pago.

Por otro lado, ocho de cada diez profesionales entienden que los cuadros médicos deberían ser abiertos, así como la necesidad de establecer obligatoriamente un contrato de servicios entre las partes.

Además, según la encuesta, algo más de uno de cada dos galenos ha sufrido en algún momento algún tipo de reducción injustificada  y de forma unilateral de los baremos económicos por su actividad profesional. También queda patente el descontento sobre el hecho de que una consulta y una revisión tengan diferentes baremos de pago, algo que afirman tres de cada cuatro entrevistado.

Por su parte, la presidenta del Colegio de Médicos de Córdoba, Carmen Arias, ha destacado que el 32% de los profesionales que ejercen la medicina en Córdoba trabajan en la sanidad privada, ya sea de forma exclusiva o mixta (compaginándolo con la pública). Es decir, de los 3.644 médicos colegiados en activo, 1.177 están en la privada. De estos, 650 lo hacen de forma exclusiva y 527, mixta.

De los 1.177 colegiados que ejercen la medicina privada en la provincia, 720 son hombres y 457 mujeres. Por edades, el tramo con más facultativos en la privada es el de más de 56 años, con 548 profesionales. Muy cerca se sitúa el que va de 36 a 55 años, con 459 médicos. Solo hay 170 galenos menores de 35 años registrado en la base de datos del Colegio que se dediquen a la privada.

El Colegio de Médicos de Córdoba "va a intensificar los contactos con las entidades aseguradoras, fomentando una mayor comunicación entre profesionales médicos y las entidades, mediante reuniones y foros de debate, deseando que ello contribuya a mejorar las condiciones de ejercicio actuales".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios