Cultura

La empresa que gestione el Festival de la Guitarra organizará siete grandes conciertos con máximos por entrada de 60 y 90 euros

  • El consejo rector del IMAE abordará el próximo lunes la privatización de una parte del evento, cuyo presupuesto de licitación será de 1,6 millones de euros

Concierto de David Russell en el festival del año pasado. Concierto de David Russell en el festival del año pasado.

Concierto de David Russell en el festival del año pasado. / Juan Ayala

El consejo rector del Instituto Municipal de Artes Escénicas (IMAE) abordará el próximo lunes la privatización de parte del Festival de la Guitarra de 2021, que cumple su 40 aniversario. La contratación de una empresa externa que gestione los grandes conciertos del festival ya causó polémica y recibió el rechazo de toda la oposición, por lo que habrá que esperar una semana para ver si finalmente sale adelante en este consejo rector (en el que están PP, Cs, PSOE, IU, los conservatorios, la Loyola Andalucía y la Casa Ciudadana, además de la secretaria y la interventora).

Los grupos municipales del Ayuntamiento de Córdoba ya tienen en sus manos el pliego de contratación y los informes jurídicos y técnicos que avalan esta pretensión del cogobierno de PP y Cs. Entre las distintas medidas que se le exigirán a la empresa adjudicataria, se encuentra la organización de siete grandes conciertos dentro del Festival de la Guitarra.

En este caso, serían cinco conciertos en el Teatro de la Axerquía y dos en el denominado Escenario 0, que viene a ser un espacio para grandes eventos donde quepan más de 9.000 espectadores. La adjudicataria de este contrato deberá asumir el servicio técnico, el levantamiento modular del propio escenario y la producción de los eventos, epígrafe donde entra la contratación de porteros, seguridad o técnicos, entre otros. Las taquillas, eso sí, las controlará el propio IMAE.

El presupuesto con el que se pretende sacar adelante esta licitación roza los 1,6 millones de euros y el contrato es únicamente para el festival de 2021, con la posibilidad de prorrogarlo dos años más. Dentro de las competencias de la empresa, el contrato también limitará los precios máximo y mínimo de la entradas que se pondrán a la venta. En este caso, para la Axerquía los precios oscilarán entre los 10 y los 60 euros y para el Escenario 0, entre los 40 y los 90. Además, del total que se pongan a la venta un 5% se reservará para protocolo.

El informe jurídico avala la necesidad expuesta por el Ayuntamiento para privatizar esta parte del festival, como también lo hace la Intervención. En los documentos que se llevarán el lunes al consejo rector se explica que la propuesta permitirá garantizar el correcto desarrollo del evento, aumentar la participación de artistas internacionales de gran relevancia mediática e incrementar la capacidad de comunicación y la potencia de ideas innovadoras para crear sinergias con otros festivales y actividades culturales en el contexto nacional e internacional, de las que también pueden obtenerse nuevas formas de financiación.

¿Y cuánto se llevará la empresa? Según ya anunció en su día el alcalde, José María Bellido, el fijo rondaría el medio millón de euros, aunque también hay un margen de beneficios variables dependiendo de la venta de las entradas. El contrato, en este caso, fija los beneficios. En el caso de la Axerquía, el porcentaje variará según la recaudación e irá de un 75% para la empresa cuando asistan "hasta 2.000 espectadores", un 20% entre 2.000 y 2.500, un 30% entre 2.500 y 3.000 y un 40% entre 3.000 y 3.500.

En el Escenario 0, los beneficios para la adjudicataria serán de un 75% de la recaudación si asisten hasta 4.000 espectadores, un 10% de 4.000 a 4.500, un 20% de 5.000 a 6.000, un 25% de 6.000 a 7.000, un 30% de 7.000 a 8.000 y un 35% de 8.000 a 9.000.

Desde el cogobierno han defendido la privatización de esta parte del festival al entender que mejoraría la calidad del mismo ya que permitiría contar, por así decirlo, con más de un gran concierto al año. La oposición no ha comprado este argumento y según apuntaron en su momento consideran que poner en manos privadas el Festival de la Guitarra supondría que perdiera su esencia o un incremento de costes para las arcas municipales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios