Córdoba

La nueva UCI neonatal del Reina Sofía amplía su superficie total

  • Durante 2008 se atendieron a 54 bebés nacidos con un peso por debajo de los 1.500 gramos

Comentarios 1

La nueva Unidad de Cuidados Intensivos Neonatal del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, situada en la segunda planta del Hospital Materno Infantil, contará con el triple de superficie que la anterior, ya que tras las obras de remodelación se ha pasado de un espacio de 36 metros cuadrados a un total de 104 metros cuadrados. Estas obras han sido financiadas por la Consejería de Salud, que ha invertido 526.447 euros de los que más de 276.000 euros se han destinado a las obras y cerca de 250.000 a equipamiento y mobiliario.

Con el aumento de espacio se ha hecho posible la capacidad para ocho puestos. Concretamente la sala principal donde se distribuyen las incubadoras está dividida en su parte central por una zona acristalada con el fin de facilitar el aislamiento de los recién nacidos en los casos que fuese conveniente. Asimismo, la amplitud de este servicio posibilita a los padres su comodidad y la flexibilidad de horarios para estar cerca de sus hijos.

En cuanto al equipamiento adaptado a la delicada situación de los neonatos que pasan por la unidad, todos los puestos cuentan con la dotación completa de una UCI neonatal de tercer nivel que incluye, entre otros, electrocardiograma y medidores de respiración, temperatura, presiones invasivas y no invasivas y saturación de oxígeno. Para el tratamiento del recién nacido se dispone de diferentes equipos para la asistencia respiratoria, bombas de perfusión para suero, sistemas de aspiración de secreciones o aerosoterapia, entre otros.

Los bebés que reciben asistencia sanitaria y cuidados en este espacio son recién nacidos prematuros, bien por peso o por edad gestacional o que nacen a su tiempo, pero que presentan graves problemas entre el momento de nacer y los 28 días de vida, explicó ayer durante la presentación de la nueva unidad la delegada provincial de Salud, María Isabel Baena. En concreto, el servicio de Neonatología del Reina Sofía, además de la UCI, cuenta con tres áreas más según el nivel de cuidados que precisen los bebés: cuidados especiales, una zona de cuidados intermedios y otra de cuidados mínimos. Esta unidad en su conjunto atendió el pasado año a 530 bebés del total de los 4.443 niños nacidos en el centro hospitalario cordobés, de los que 54 neonatos presentaban al nacer un peso por debajo de los 1.500 gramos, y a 204 neonatos que vinieron al mundo en otros hospitales andaluces.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios