Políticas sociales

El Teléfono de la Infancia recibe 70 denuncias sobre posibles malos tratos en Córdoba en solo seis meses

  • La cifra de casos sospechosos se ha doblado respecto al mismo periodo del año anterior

Una niña juega con un ordenador. Una niña juega con un ordenador.

Una niña juega con un ordenador. / Belén Vargas

El Teléfono de la Infancia (900 851 818) de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación ha recibido en lo que va de año un total de 70 denuncias sobre posibles situaciones de malos tratos a menores de edad en Córdoba, lo que supone un incremento del 50% respecto al mismo periodo del año pasado, cuando se registraron 46 llamadas.

Este servicio gratuito permite detectar de forma rápida situaciones de alto riesgo y facilitar así la intervención más adecuada a cada caso. Con este teléfono que posibilita la notificación de posibles situaciones de maltrato infantil se pretende dar cobertura y protección a los y las menores, creando, desarrollando y ampliando un dispositivo que permite la atención de quejas o denuncias en su sentido más amplio, ya sean estos malos tratos físicos, psíquicos, abandono, desatención en general o cualquier otro supuesto de características similares a los anteriores.

En este sentido, la delegada de Igualdad y Políticas Sociales, Inmaculada Troncoso, ha señalado que los casos graves que se detectan a través de este teléfono pasan al Servicio de Protección de Menores.

Además, ha añadido que durante los meses de confinamiento debido a la crisis sanitaria provocada por el covid-19, este teléfono ha demostrado ser "una herramienta eficaz y efectiva que ayuda a la detección del maltrato infantil".

Asimismo, Troncoso ha manifestado que durante estos últimos meses en muchos hogares se han puesto de relieve las dificultades existentes en la convivencia de menores que sufren maltrato, al estar con sus progenitores-maltratadores y no existir entidades objetivas, como el colegio o el centro de salud, o los servicios sociales comunitarios, que puedan observar y detectar la situación.

Por este motivo, la delegada ha subrayado la necesidad de dar a conocer este servicio de atención directa a través de profesionales especializados en el tema de menores. En este sentido, ha señalado la existencia de tres líneas de atención a la infancia: el 900 851 818 para denunciar posibles casos de maltrato; el 900 921 111 para información general en materia de infancia, y el 116111, una línea gratuita de ayuda a la infancia para asesoramiento y ayuda 24 horas, 365 días del año.

Para finalizar, ha destacado la labor del personal que atiende estos teléfonos, así como la Web Simia como herramienta de la Junta de Andalucía para los profesionales que se dedican a la detección del maltrato infantil.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios