Córdoba

El PP denuncia el cierre de la unidad de violencia de género durante la Feria

  • Sousa tilda de "extrema gravedad" que se hayan destinado los agentes a servicios generales

Carmen Sousa. Carmen Sousa.

Carmen Sousa.

La edil del PP Carmen Sousa consideró ayer que el gobierno de PSOE e IU "ha traspasado una línea roja al suprimir durante dos días las unidad de atención a víctimas de violencia de género, una decisión que tendrá que explicar el delegado de Seguridad, Emilio Aumente, y la alcaldesa, Isabel Ambrosio, que ostenta la gestión de las políticas de Igualdad".

Sousa calificó de "extrema gravedad que la dirección política del área de Seguridad destinara a servicios generales a los agentes de la unidad de violencia de género justificándose en que no había efectivos por vacaciones, decretando el cierre de esta unidad durante dos días de esta semana". "No cabe justificación alguna para dejar sin protección específica durante dos días a las víctimas de violencia de género", apuntó y avanzó que "en los próximos días se solicitará toda la información relativa a esta "irresponsable decisión del delegado de Seguridad, el mismo que puso su cargo a disposición de la alcaldesa para presionar y lograr más plazas de bomberos, al mismo tiempo que cerraba la unidad de atención a violencia de género".

La concejala incidió en que quiere conocer "el porqué se decidió destinar a servicios generales a los policías que integran la unidad atención a la mujer, pues justificar que se han de cubrir unas vacaciones suena a sarcasmo en esta ocasión".

"No sabemos aún que piensa la alcaldesa del cierre de la unidad contra la violencia de género de la Policía Local como máxima responsable del área de Igualdad, sólo tenemos conocimiento de las excusas de un delegado de Seguridad para tratar de justificar una decisión absolutamente irresponsable", subrayó.

Sousa reiteró que es "especialmente grave" la denuncia de sindicatos policiales alertando de que durante el cierre de la unidad "se recibió una llamada de una víctima de violencia de género requiriendo presencia policial que fue atendida con media hora de retraso por agentes que estaban destinados a otro servicio". La popular apuntó que el gobierno de Ambrosio "es el primero que ha cerrado la unidad de violencia de género desde su creación, una medida inaudita y que ha podido tener consecuencias graves, sobre todo porque se produjo una denuncia de una víctima de violencia de género demandando presencia policial". Por ello, Sousa destacó que el "Grupo Popular solicitará toda la información y empleará todos los mecanismos que le permita el reglamento para que se conozcan todos los datos sobre este gravísimo asunto".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios