Formación

La nueva Formación Profesional para el Empleo destina para Córdoba seis millones de euros

  • La Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo pondrá en marcha 210 cursos que beneficiaran a 3.150 personas

Ángel Herrado y José Antonio Repullo, durante una rueda de prensa. Ángel Herrado y José Antonio Repullo, durante una rueda de prensa.

Ángel Herrado y José Antonio Repullo, durante una rueda de prensa. / El Día

El delegado de Gobierno de la Junta de Andalucía en Córdoba, Antonio Repullo, y el delegado de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Ángel Herrador, han presentado la oferta formativa con la que contará Córdoba tras la culminación de varios meses de intenso trabajo por reactivar por completo en Andalucía la Formación Profesional para el Empleo (FPE). Repullo ha destacado que la inversión en cualificación profesional en la provincia ascenderá a seis millones de euros, poniéndose en marcha 210 cursos que beneficiaran a 3.150 personas, 1.275 de ellas con ocupación laboral.

El delegado de Gobierno ha subrayado que “esta ha sido una asignatura pendiente de la administración autonómica en la última década, que derivó en la pérdida de 1.300 millones de euros entre 2012 y 2018 de fondos que la Confederación Sectorial Nacional de Empleo había destinado a Andalucía para trabajar en esta materia". 

Repullo ha añadido que "mientras el Gobierno de Juanma Moreno trabajaba para retomar los programas de formación, el Gobierno central aprobaba el pasado mes de marzo una nueva medida que dificulta la puesta en marcha de estas políticas activas de empleo con la modificación la Ley de Presupuestos Generales del Estado por la que permite que la cuota de formación profesional para el empleo que pagan empresas y trabajadores se destine a financiar cualquiera de las prestaciones y subsidios por desempleo debido al impacto de la crisis sanitaria y que supone un recorte de 430 millones de euros para Andalucía”.

Por otro lado, el delegado se ha referido al “perjuicio económico de más de 2.000 millones que ha supuesto para Andalucía la gestión del anterior Gobierno andaluz con los cursos de formación y que se encuentran en fase judicial”.

Así, Repullo ha explicado que el principal activo de Andalucía es su gente, “invertir en las personas y en su potencial es invertir en la sostenibilidad y en nuestra capacidad de innovación, especialmente en estos tiempos difíciles”. “Invertir en formación merece la pena porque un euro invertido en actividades de capacitación y reciclaje profesional supone un mínimo de dos euros en ingresos o ahorros” ha puntualizado.

Ambos responsables políticos han coincidido en afirmar que “tanto la formación inicial como el reciclaje profesional son un trampolín para el acceso al mundo laboral y puede proporcionar a las empresas una reserva de profesionales altamente cualificados. A pesar de las circunstancias actuales, debemos hacer todo lo posible por preservar dicha formación, pues las personas que formemos ahora son y serán los trabajadores cualificados del presente y del futuro”.

Antes de ofrecer los datos pormenorizados de las convocatorias que se pondrán en marcha, Herrador ha hecho hincapié en la necesidad de retomar la formación profesional para el empleo “con cambios en el fondo y en la forma. Cambios en los contenidos, para adaptarlos a las necesidades de las personas y empresas. Cambios en la estructura, abandonando el sistema de subvenciones que tanto daño ha hecho a la sociedad andaluza, e implantando un nuevo sistema de licitación pública en concurrencia competitiva, que garantiza la competencia entre los agentes, la excelencia de los servicios y la seguridad jurídica de todos los participantes”.

Primeras licitaciones

El pasado 28 de agosto se publicaron en el perfil del contratante de la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo dos procesos de licitación por importe de 608.928€ para desarrollar 88 acciones formativas destinadas a 1.320 alumnos. Se centran en dos de los programas formativos más relevantes que se van a poner en marcha este año, uno destinado al sector de la hostelería y turismo y otro denominado Andaluces Digitales, y centrado en mejorar las competencias en nuevas tecnologías de los trabajadores ocupados.

A mediados se septiembre se publico la convocatoria de 39 acciones formativas con compromiso de contratación que beneficiaran a 585 personas desempleadas y que cuenta con un presupuesto de 1.958.917€. Para acceder a este programa, entidades y empresas deben garantizar la contratación del 40% de los participantes desempleados que hayan finalizado las acciones formativas.

Se está a punto de licitar casi 700.000 euros para Construcción con 14 cursos donde se formarán 210 personas y más de 2,7 millones de euros en oferta formativa transversal en diversos sectores, y adaptada a la provincia de Córdoba, que pondrá en marcha 68 cursos que beneficiarían a 1.020 desempleados. Entre las especialidades formativas están los sectores Agrario e industria, Comercio y Transporte, Comunidad y personas y apoyo a empresas.

Escuelas de Formación

La provincia de Córdoba cuenta, además, con dos Escuelas de Formación, la de Joyería y Madera que a su vez son Centro de Referencia Nacional, y con el Centro Propio de Formación de Montilla. La Escuela de Joyería tiene en marcha tres acciones formativas: Joyería Artesanal, Diseño de Joyas y Sistema Cad-Cam para modelado 3D y prototipado aplicado a la Joyería y hasta final de año pondrá en marcha otras dos especialidades.

Por su parte la Escuela de la Madera tiene en marcha en su sede de Villa del Río, la especialidad de Operaciones Auxiliares de Tapizado de Mobiliario Mural y en su sede de Encinas Reales, Mecanizado de Piezas de Madera y Derivados con Centros de Control Numérico (CNC). En el último trimestre del año espera poner en marcha ocho acciones formativas.

Por último el Centro de Formación para el Empleo de Montilla fue el primero en lanzar sus acciones formativas a través del nuevo sistema de licitación pública. Son 16 cursos que formarán a 240 personas desempleadas.

Estos tres centros se encuentran ya trabajando en las siguientes convocatorias del 2021-2022 y como novedad, a partir de este mes de septiembre, se esta implantando en ellos una línea de teleformación que va a permitir complementar la oferta formativa presencial. El objetivo es mejorar la eficacia y eficiencia, haciéndolo más accesible y útil para la mejora de las competencias profesionales de la población activa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios