Córdoba

Coronavirus en Córdoba: CSIF pide que se aísle al personal que ha utilizado las mascarillas defectuosas

Una profesional sanitaria porta una mascarilla. Una profesional sanitaria porta una mascarilla.

Una profesional sanitaria porta una mascarilla. / Juan Ayala

El Sector de Sanidad de CSIF Córdoba ha remitido sendos escritos a la Dirección Gerencia y al presidente del Comité de Seguridad y Salud del Hospital Universitario Reina Sofía en los que solicita la convocatoria urgente de este foro para que se informe del número de mascarillas defectuosas del fabricante Garry Galaxy modelo N95 suministradas al centro sanitario por el Ministerio de Sanidad, además de la cifra de las que han sido retiradas por este motivo hasta el momento. El sindicato pide que se desechen todas aquellas que aún se mantengan en el complejo y en todos los centros sanitarios de la provincia donde se hayan usado.

CSIF quiere conocer el número de profesionales que han utilizado este material según su categoría y servicio, junto a los trabajadores que han sido atendidos por el Servicio de Prevención de Riesgos Laborales, se les ha realizado un estudio diagnóstico y han sido aislados por esta causa. El sindicato reclama que se informe a todos los profesionales que han usado estas mascarillas para que lleven a cabo los test correspondientes y se proceda a su aislamiento.

El Sector de Sanidad de CSIF Córdoba pide que se haga un estudio de los posibles contactos de los trabajadores que han utilizado el material defectuoso, así como de sus familiares. Del mismo modo, la central sindical reclama que se dé apoyo psicológico a todos los profesionales que se han visto afectados por esta negligencia. “Consideramos que es necesario asegurar la trazabilidad de todos los productos sanitarios que se distribuyen provengan de donde provengan para poder ser localizados rápidamente y actuar con más celeridad en un caso como el que ha ocurrido con las mascarillas en mal estado”, recalca.

CSIF tiene constancia de que estas protecciones han sido utilizadas por profesionales del Hospital Reina Sofía y del Área Sanitaria Sur de Córdoba. Para la central sindical, “es escandaloso que la Administración haya enviado al personal que está en primera línea de lucha frente a la pandemia con un material que no garantiza su protección y la de las personas a las que atienden”. El Sector de Sanidad recuerda que el número de trabajadores de la Sanidad Pública infectados o en cuarentena en Córdoba asciende a 456.

CSIF critica la falta de previsión, así como la improvisación de las autoridades sanitarias, que vuelven a retirar material de protección por no cumplir éste con los estándares de calidad. "Este error supone un doble perjuicio: el que sufrirán de nuevo las arcas públicas por la compra de un material inservible, y sobre todo el que sufren los trabajadores que han estado usando unas mascarillas que no realizaban su función de protección frente al Covid-19, junto a su círculo más cercano, a los que tampoco se les ha hecho ningún tipo de prueba", destacan.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios