Córdoba

Constituido el grupo de trabajo que analizará la actividad de Cimpor

  • El alcalde, José Antonio Nieto, preside una comisión en la que también participan colectivos de vecinos, partidos, la cementera y la asociación Aire Limpio

Comentarios 1

El alcalde de Córdoba, José Antonio Nieto, presidió ayer la constitución del grupo de trabajo que evaluará las actividades que desarrollará la empresa cementera Cimpor en la capital cordobesa. La decisión de formar este grupo de trabajo responde a un acuerdo alcanzado en la Junta de Portavoces en virtud del cual se creó un órgano en el que abordar la actividad futura de esta empresa cementera con importante arraigo en la ciudad con la presencia de todas las fuerzas políticas con presentes en el Pleno, así como de representantes de colectivos que desearan aportar su visión.

El grupo de trabajo constituido ayer por la tarde cuenta con la presencia de los grupos municipales de PP, Unión Córdoba, IU y PSOE, además de representantes de la Federación de Asociaciones de Vecinos Al Zahara, la plataforma Aire Limpio, la organización Flacema y de la propia empresa cementera Cimpor.

El objetivo de esta espacio de diálogo es analizar con absoluta transparencia la actividad futura que desarrollará Cimpor en Córdoba -empresa que en la actualidad cuenta con un centenar de trabajadores- a partir de la aportación de información que se solicite por cualquiera de las partes presentes en el grupo de trabajo.

Los vecinos de la zona de Levantes, partidos políticos como Equo y organizaciones como Ecologistas en Acción han criticado en los últimos meses los nuevos planes de negocio de la cementera y la han acusado de pretender quemar neumáticos, plásticos y lodos de depuradores en su factoría cordobesa, situada junto a lo que habitualmente se conoce como la joroba de Asland, en la zona de Levante de la ciudad y aledaña al polígono de Chinales. De hecho, a inicios del presente año, en concreto en el mes de enero, se constituyó una plataforma cuyo objetivo era tratar de impedir por medio de actividades y movilizaciones que esto prosperase. Estos grupos vecinales y ecologistas han llegado a tener algún encuentro con la compañía, aunque no han salido convencidos de las explicaciones de la misma. De hecho, Ecologistas en Acción llegó incluso a conceder a la cementera su premio Atila, con el que llama la atención a las personas y sociedades que no colaboran en la conservación del medio natural.

La empresa, por su parte, ha tratado de explicar en diversas ocasiones que la actividad que promueven cuenta con todas las garantías y autorizaciones y es inocua. Los trabajadores también se han mostrado inquietos por las críticas y los efectos que pudiesen tener en la empresa y la plantilla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios