Cafetería Churrería Mayda La tercera generación de un clásico del desayuno

  • Los churros son la gran especialidad de esta cafetería, que abrió sus puertas en el año 2013

Manuel Serrano, en la terraza de la Cafetería Churrería Mayda.

Manuel Serrano, en la terraza de la Cafetería Churrería Mayda. / Laura Martín

Si hay un clásico a la hora del desayuno, sobre todo para los más golosos, son los churros con chocolate. Una auténtica delicia que en Córdoba es toda una tradición gracias a establecimientos hosteleros que han hecho de esa receta tan sencilla pero tan deliciosa una auténtica especialidad. Uno de ellos es la Cafetería Churrería Mayda, donde Manuel Serrano ha dado continuidad al oficio que eligieron su abuela y su madre, y que él comparte con uno de sus hermanos, que cuenta con otra churrería en la ciudad. Este cordobés es, por lo tanto, la tercera generación de su familia dedicada a la hostelería y en concreto a servir desayunos con los clásicos jeringos, como en Córdoba se conocen de forma tradicional.

La Cafetería Churrería Mayda abrió en el año 2013 y desde entonces Manuel Serrano ha hecho de ella su forma de vida. Este cordobés, con amplia experiencia en el mundo de la hostelería, aprendió el oficio de su abuela y su madre, e intenta mantener esa tradición familiar viva, para alegría de sus clientes.

Abierta todos los días desde las 8:00 hasta las 12:00, la Cafetería Churrería Mayda tiene por supuesto más opciones para el desayuno, con una amplia variedad en tostadas. Pero son los churros con chocolate lo que hace que a diario muchos vecinos de la zona y algunos turistas de paso por la ciudad empiecen el día con un bocado apetecible de uno de los clásicos por excelencia, tanto en Córdoba como en España.

Tras seis años de funcionamiento del negocio, Manuel Serrano puede presumir de una clientela "bastante buena y que ya está hecha al negocio desde hace tiempo", pues la Cafetería Churrería Mayda es un lugar de sobra conocido en la zona.

Mnauel Serrano, en plena elaboración de sus jeringos. Mnauel Serrano, en plena elaboración de sus jeringos.

Mnauel Serrano, en plena elaboración de sus jeringos. / Laura Martín

Un factor que ha permitido a este cordobés consolidar su negocio, a pesar de que reconoce que "la hostelería es muy sacrificada y puede llegar un punto en el que estás muy quemado", algo que en su caso se compensa con el hecho de "trabajar para ti mismo, que aunque tienes que buscar tú el sustento sin que nadie te lo asegura, también te da libertad y te deja hacer las cosas como tú crees que deben hacerse".

Manuel, además, es consciente de que su negocio va enfocado a la gente del barrio y por eso siempre ha mantenido una política de precios asequibles, a la altura de cualquier bolsillo. Desde un euro se pueden probar sus deliciosos churros y el desayuno de media tostada y café no pasa del 1,90. Precios que añaden más atractivo a esta cafetería.

Aunque a diario, Mayda funciona a buen ritmo gracias a los vecinos de la zona y a los visitantes esporádicos, es el fin de semana cuando mayor volumen de trabajo tiene. Y es que esa tradición de desayunar churros con chocolate el sábado o el domingo, cuando el trabajo da una tregua, es algo que en Córdoba sigue muy latente.

El chocolate es el complemento más demandado para los churros. El chocolate es el complemento más demandado para los churros.

El chocolate es el complemento más demandado para los churros. / Laura Martín

Muchos de sus clientes optan por llevar los churros a casa, pero para los que quieren tomarlos allí mismo, la Cafetería Churrería Mayda cuenta con un local interior cómoda y con una estupenda terraza, cercana a un parque y bastante tranquila en cuanto a ubicación y tráfico.

Ubicación

La Cafetería Churrería Mayda se encuentra ubicada en la calle Cordel de Écija, número 20, local 4.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios