Andalucía

"Después del golpe no me acuerdo de nada"

  • La mujer herida de un hachazo en la cabeza pidió ayer el alta aunque por la tarde regresó al Carlos Haya.

La joven de 20 años agredida este domingo en Ronda con un hacha en la cabeza, Yolanda C. G., regresó ayer de forma sorpresiva a su casa tras haber sido ingresada el día anterior en el hospital malagueño Carlos Haya como consecuencia de las lesiones que sufrió. Ella misma solicitó el alta médica sobre las 23:30, según dijo, porque se "encontraba muy sola". No obstante, por la tarde empezó a sentirse mal, por lo que fue trasladada a Urgencias del Hospital Comarcal de la Serranía de Ronda, desde donde fue evacuada en ambulancia otra vez al Carlos Haya.

Recostada en un sofá del pequeño salón de su casa, cerca un sillón que todavía muestra restos de sangre, con un fuerte moratón en el ojo izquierdo y la cabeza prácticamente cubierta con las vendas, la joven muestra con muchas dificultades su miedo ante lo ocurrido, mientras hace un pequeño relato de lo que le sucedió. "Después del golpe no me acuerdo de nada", afirma con un leve hilo de voz que hacía complicado entenderla, al tiempo que mantuvo que recibió dos hachazos en la cabeza. Ahora su mayor preocupación es que su presunto agresor no pueda acercarse a ella ni a su familia. "No quiero que se acerque a mí", afirmó. Yolanda se mostraba ayer todavía muy dolorida. "Ya te dejarán aquí", le comentaba su hermana mientras trataba de convencerla para que accediese a que sus familiares solicitasen la presencia de los sanitarios nuevamente.

Mientras tanto, la indignación se apoderaba de los vecinos y conocidos que acudieron a su vivienda, situada en la plaza Península Ibérica, para comprobar su estado de salud. Ninguno de ellos alcanzaba a entender qué había podido llevar a su agresor a agredirla de esa forma. En este sentido, la joven aseguraba no haber sido agredida ni amenazada con anterioridad por el detenido.

Por su parte, la Policía Nacional mantiene abierta la investigación para tratar de esclarecer qué desencadenó este episodio, que podría pasar a convertirse en un nuevo caso de violencia doméstica si se confirma que ambos mantenían una relación sentimental como apuntaron diversas fuentes. No obstante, ayer familiares y amigos ponían en duda que dicha relación existiese con total acuerdo por ambas partes en los últimos tiempos. Además, el agresor no es un desconocido para la agredida, al haber mantenido una relación con una hermana suya, con la que tuvo tres hijos, y que también interpuso una denuncia por malos tratos, según informó Efe. En cuanto al detenido, fuentes próximas al caso indicaron que pasaría a disposición judicial a lo largo de esta jornada.

Los hechos investigados tuvieron lugar a medio día del pasado domingo, cuando la joven recibió un golpe en la cabeza que provocó que tuviese que ser traslada en helicóptero a Málaga. En el hospital Carlos Haya le diagnosticaron una fractura craneal incisa. Mientras tanto, el presunto agresor se atrincheró en su casa durante casi tres horas. Finalmente, los agentes de la Policía desplazados a la zona consiguieron reducirle y proceder a su detención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios