Córdoba

La Cata mantiene su éxito de visitas y ve crecer su carácter internacional

  • La DOP de Montilla-Moriles destaca que ha aumentado la cifra de visitantes foráneos

Un grupo de jóvenes posa en un pabellón repleto de gente. Un grupo de jóvenes posa en un pabellón repleto de gente.

Un grupo de jóvenes posa en un pabellón repleto de gente. / Juan Ayala

"Esta ha sido, sin duda, la mejor Cata que hemos vivido en los últimos años". Con esta frase puso ayer el presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles y del Vinagre de Montilla-Moriles, Javier Martín, el epílogo a la XXXV edición de la que es la primera cita del Mayo Festivo, la organizada por el marco vitivinícola cordobés. "La Cata ha sido todo un éxito en cuanto a nivel de público; según los informes que vamos confeccionado, prácticamente la cifra de personas que han acudido este año a la Cata se mantiene con respecto a la edición anterior, que ya fue otro éxito rotundo, y se mantiene porque no cabe ya más gente en el lugar en el que se celebra, y hemos aumentado", defendió Martín.

El presidente de la DOP destacó que la cita se celebra "en un marco incomparable", el Palacio de la Merced, "un edificio del siglo XVIII que está ubicado en pleno centro de Córdoba, y eso contribuye también a su éxito". Martín insistió en que también hay otro detalle en cuanto a la ubicación de ese espacio que asimismo contribuye al crecimiento año a año de la Cata. "Está muy cerca de la parada del AVE, lo que supone que quienes vienen de fuera la tienen a pocos minutos", sentenció el presidente del Consejo Regulador, quien puntualizó que "eso es importante dado que es un evento que está dirigido principalmente a gente de fuera de Córdoba; es un evento pensado para dar a conocer nuestros caldos a personas que no son de Córdoba, las personas de Córdoba los tienen todo el año y pueden degustarlos cuando deseen, pero esas personas, no".

De hecho, Martín confirmó que el carácter internacional de la Cata del Vino Montilla-Moriles crece año a año. "Cada vez viene más gente de fuera: ingleses, franceses, alemanes... Cada año se convierte cada vez más en una experiencia que trasciende nuestras fronteras, que es al fin y al cabo lo que pretendemos", matizó.

"El Consejo Regulador da por concluida esta nueva edición de la Cata del Vino Montilla-Moriles con una nota altísima de satisfacción tanto institucional, como empresarial y de visitantes, que de nuevo respaldan esta cita con los vinos de Montilla-Moriles; es un evento que cada año se supera a sí mismo", sentenció.

El presidente del Consejo Regulador insistió en que la Cata "ha sido todo un éxito, sin duda, gracias a la iniciativa de las noches temáticas y a la masiva respuesta del público del mediodía. En mi calidad de presidente del Consejo Regulador quiero agradecer la labor callada de sus trabajadores, bodegas, cooperativas y restaurantes y, como no, de las administraciones públicas y medios de comunicación. Todo ha sido fruto de un trabajo conjunto y del que hemos de sentirnos satisfechos. Es la forma de crear marca Córdoba y, por tanto, marca España. A partir de mañana seguiremos trabajando por nuestros vinos y esas 7.000 familias que dependen de los mismos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios