Unidos por la pasión de la música

  • Los 18 cursos que pone a disposición el Programa Formativo están discurriendo hasta el momento con total normalidad ·Todos los estudiantes coinciden en alabar el trabajo que lleva a cabo esta iniciativa

Entre los muros del Palacio de Congresos de Córdoba sólo se escuchan estos días las notas musicales que emanan del Programa Formativo que ofrece el Festival de la Guitarra 2008. En esta edición, un total de 18 cursos se ponen a disposición de los amantes de este instrumento musical con las variedades de construcción de guitarra, guitarra antigua, guitarra clásica, flamenca, contemporánea, moderna, cursos de composición para guitarra, y cursos de baile y cante flamenco.

En el ecuador del festival, las impresiones que se suceden en la marcha de las clases que maestros de la talla de Hopkinson Smith o Ricardo Gallén imparten son muy positivas. De este modo, su coordinador, Luis Medina, destaca la normalidad con la que está transcurriendo el Programa Formativo. Uno de los motivos que señala Medina es "la buena distribución de las fechas en las que se han repartido este año los cursos".

Respecto a la visión de los alumnos, todos ellos coinciden en alabar el trabajo que el festival lleva realizando durante tantos años. El lugar de origen de estos artistas vuelve a ser un año más muy diverso, pudiendo encontrar músicos procedentes de lugares tan lejanos como Azerbaiyán, Siria o Australia. Para todos ellos, como dice Nicolás Sarabia, uno de los alumnos del curso que imparte Hopkinson Smith "aquí tocar la guitarra es un lujo porque están los mejores especialistas de todos los campos". Además de las clases, los alumnos comparten prácticamente todo el día. Esto hace, como señala el alumno Sergio Calero, que se produzca un intercambio cultural y "se cree un ambiente muy bonito porque todos tenemos una misma pasión, la música". Jorge Canda dice estar muy emocionado porque "es algo único".

Y es que como dice el guitarrista clásico Ricardo Gallén, cada año es un festival diferente ya que "cada festival es una novedad porque en cada uno hay gente nueva que aporta cosas distintas".

El además profesor del curso La guitarra como pequeña orquesta opina que los alumnos de esta edición se están caracterizando por demostrar mucho interés en aprender cosas nuevas y aportar ideas . "Todo esto lleva a que las clases se estén haciendo muy amenas y participativas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios