La investigación en Alamiriya afronta su tercera fase

  • El sistema hidráulico de las almunias es el objetivo del estudio, a partir de septiembre

La nueva fase del proyecto de investigación de la almunia califal de Alamiriya, situada en el entorno protegido del conjunto arqueológico de Medina Azahara, permitirá tener un mayor conocimiento sobre el sistema hidráulico utilizado por los árabes hace ya 11 siglos y sobre el propio concepto de almunia, del que "se sabe poca cosa".

El director del citado conjunto arqueológico, Antonio Vallejo, explicó que la indicada tercera fase de la investigación sobre Alamiriya, que se realiza en colaboración con el Instituto Arqueológico Alemán y el Colegio Oficial de Arquitectos de Córdoba, se desarrollará entre principios de septiembre y principios de octubre próximos y tiene entre sus objetivos "la localización de las fuentes y los sistemas de abastecimiento de agua de la inmensa alberca" ubicada en la que no fue una simple almunia, sino un complejo residencial dedicado al ocio de la oligarquía del Califato de Córdoba.

La idea es "conocer el sistema hidráulico de la alberca" en Alamiriya, algo cuya importancia radica no ya en la singularidad de esta almunia, que viene dada por su decoración, su dimensión y su buen estado de conservación (además de ser una fuente importantísima de información sobre la sociedad y el sistema de cultivo en el periodo islámico), sino porque "las almunias son un concepto complejo del que se sabe poca cosa, y disponer de una almunia relativamente bien conservada, como es el caso de Alamiriya, permite unas posibilidades de conocimiento realmente impresionantes que no se pueden obtener en otros lugares".

Vallejo detalló que, de forma concreta, la actividad prevista en esta tercera fase de la investigación será "la realización de una serie de pequeños sondeos arqueológicos en la terraza superior, donde está la alberca, para comprobar una serie de hipótesis que se han ido planteando a raíz de los resultados obtenidos en las campañas anteriores". Es decir, el fruto de los anteriores fases de investigación "ha permitido plantear una serie de hipótesis que ahora necesitan ser contrastadas mediante los sondeos que se van a practicar".

El director del de Medina Azahara recordó que "ya se sabía que había una zona residencial próxima, en la misma terraza de la alberca, pues fue excavada en 1910, pero lo que vienen a plantear ahora las nuevas hipótesis es la existencia de una zona residencial en un espacio en el que no se tenía constancia que existiera y muy próximo a la alberca", lo cual "serviría para confirmar que las connotaciones palaciegas y de recreo de esta almunia eran realmente impresionantes".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios