Polémica

El caso de los policías evidencia el fracaso de los controles internos

  • Sólo uno de los agentes que se había levantado la vivienda fue trasladado, a petición propia · El equipo de gobierno exhibe su desorientación al informar de los hechos 48 después de conocerse el escándalo

Comentarios 11

Uno de los interrogantes más graves que se han generado en torno al caso de los policías que, supuestamente, manipularon datos de un expediente urbanístico reside, precisamente, en una de las cuestiones clave de todo este proceso: ¿cómo es posible que fallaran todos los controles internos de la Policía Local? La investigación reservada realizada por la Secretaría General constata que las medidas adoptadas contra unos funcionarios que ya estaban señalados por construirse una vivienda irregular, trabajando en el servicio que vigila estos hechos, no fueron suficientes. A ello se suma la desorientación del equipo de gobierno, que tardó casi 48 horas en dar una versión mínimamente seria de unas acusaciones gravísimas.

En primer lugar, cabe preguntarse qué actuaciones se siguieron con los funcionarios denunciados una vez que el hecho era público y notorio. De las dos personas inicialmente denunciadas por levantar una vivienda sin licencia, una de ellas pidió voluntariamente el cambio de servicio y otra se mantuvo trabajando en la Línea Verde aunque con determinadas restricciones formales en cuanto al acceso a la documentación. Las fuentes consultadas en el gobierno de la ciudad aseveran que, si no se fue más contundente, era "porque no se podía". En primer lugar, ni siquiera existía un expediente disciplinario abierto que se incoó el martes tras las indagaciones efectuadas por la Secretaría General. Es a partir de ese momento, según se asegura, cuando es posible apartar a un agente de determinadas funciones contra su voluntad o modificar su acceso a la información.

Las fuentes del gobierno de la ciudad aluden al respeto a los derechos de los trabajadores y a la presunción de inocencia como un elemento que desaconsejaba tomar medidas preventivas. En la oposición se asegura, sencillamente, que ha habido un enorme y clamoroso fallo de la gestión interna del cuerpo. Una de las cuestiones clave de este proceso es que el rosario de irregularidades ha tenido lugar durante varios meses. Sólo la manipulación de datos informáticos tuvo lugar durante cuatros días distintos en los que presuntamente se estuvieron alterando datos a beneficio de los supuestos infractores.

La segunda gran incógnita pasa por el acceso a documentos clave. Algunas fuentes están verdaderamente sorprendidos de que, desde un terminal, se pueda acceder a determinado tipo de documentación administrativa sensible, modificarla o intentar eliminarla. La respuesta que se da es que el autor tuvo que actuar con la presunta connivencia de otros funcionarios para acceder a claves necesarias para realizar determinadas operaciones. El elemento que ha permitido detectar los hechos es que el Ayuntamiento trabaja mediante un servidor centralizado en el que se registran todas las operaciones que se desarrollan en la institución municipal.

Precisamente, el primer teniente de alcalde, Rafael Blanco, asumió ayer que "hay muchas cosas que cambiar" en el escenario creado tras destaparse el caso de la manipulación de datos internos de la Policía Local. Aludió a la vulnerabilidad y la facilidad con la que se pudieron sortear los controles de la Policía Local para manipular los datos relacionados con la construcción de estas dos viviendas ilegales en la parcelación Torreblanca. Por eso, el concejal socialista no ocultó la necesidad de "mejorar" los sistemas de acceso a los registros del cuerpo de Seguridad municipal si la investigación finalmente ratifica que fueron estos agentes los que alteraron la información de los expedientes.

El portavoz del PP, José Antonio Nieto, logró ayer conocer -siquiera parcialmente- el contenido del informe. El edil aseguró que los hechos son "de extrema gravedad" y que se marca el objetivo de llegar hasta el final para que se depuren las responsabilidades políticas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios