La lluvia impide la mayoría de salidas en la peor Semana Santa que se recuerda

  • Sólo 11 hermandades llegan a la carrera oficial y otras tienen que darse la vuelta o protegerse de las precipitaciones

La Semana Santa de 2013 pasará a la posteridad por el mal tiempo, que ha dejado a la mayoría de las hermandades de la capital sin realizar estación de penitencia. La de este año ha sido una de las celebraciones con menos salidas procesionales que se recuerda y la lluvia ha estado presente prácticamente todos los días. En total, sólo 11 de las 35 cofradías de la capital han realizado su estación de penitencia completa pasando por la carrera oficial. En este grupo se encuentran casi todas las del Domingo de Ramos y las del Jueves Santo al completo -más el Vía Crucis, que sale el Martes Santo- ya que fueron los únicos días en los que la meteorología dio algo de alivio. El resto, tuvo que darse la vuelta, refugiarse o, directamente, no salir. La vicepresidenta de la Agrupación de Cofradías, Olga Caballero, aseguró que la que acaba de concluir es "la peor Semana Santa que se recuerda", al menos, en la historia reciente, ya que el tiempo ha sido protagonista prácticamente cada jornada y ha frustrado los planes de la mayoría de hermandades.

Por orden cronológico, el Domingo de Ramos fue un día de incertidumbre. Las seis hermandades a las que correspondía salir pusieron el pie en la calle, pero todas ellas, salvo la Borriquita, sufrieron la inestabilidad del tiempo. Dos de ellas tuvieron que modificar sus recorridos y volver a sus templos -la Esperanza y el Rescatado- mientras que las otras tres pudieron realizar su estación de penitencia aunque con dificultades, como fue el caso de Las Penas, al que le pilló la lluvia justo cuando iba a entrar a su templo.

El Lunes Santo, de las seis procesiones previstas sólo una -el Vía Crucis- pudo cumplir con el rito anual de la cera y el incienso. En el Zumbacón, la hermandad de la Merced pidió media hora de prórroga, que luego amplió a otros 30 minutos, pero ni siquiera llegaron a agotar ese tiempo para decidir que, debido a la llovizna intermitente, la procesión no salía. La Vera Cruz, la Sentencia y la Estrella también pidieron prórrogas a la Agrupación de Cofradías, pero igualmente todas se quedaron en casa ante la incertidumbre. La última que tenía prevista su salida, Ánimas, tomó también la decisión de quedarse en San Lorenzo. El peregrinaje de fieles los templos de las hermandades que no salieron fue una constante durante toda la tarde-noche.

El Martes Santo fue otro día difícil, tenso y de intrigas. Aunque no llovió durante la gran parte del día, el cielo encapotado y la amenaza de la llegada de un frente -que se hizo efectivo ya por la noche- dejó una sensación amarga y sólo dos de las cinco procesiones de la jornada decidieron salir a la calle pero a ambas no les acompañó la fortuna. Estas fueron la del Prendimiento y la hermandad de la Agonía, que salió desde la Catedral a la hora convenida y sin demoras con paso ligero para llegar los más pronto posible a su barrio de El Naranjo. Sin embargo, al Cristo le alcanzó la lluvia a la altura de Chinales y un fuerte aguacero hizo que hubiera que proteger a la imagen en el interior de la nave donde ensaya la Banda de la Salud. El Prendimiento se dio la vuelta en San Pedro cuando empezaron a llegar las alarmas pero, aun así, recibió el manto de agua cuando ya estaba en las inmediaciones de María Auxiliadora y fue la Virgen de la Piedad la que salió peor parada en los momentos en los que ya se preparaba para entrar. La Santa Faz, el Buen Suceso y La Sangre suspendieron sus procesiones y se quedaron en sus templos para luego ser visitadas por decenas y decenas de fieles.

El miércoles fue la primera jornada de la Semana Santa en que no hubo ni una sola procesión. El miedo a un aguacero repentino dejó la tarde sin hermandades en la calle pese a que finalmente llovió muy poco. La Piedad fue la única que pidió prórrogas pero optó por quedarse en Las Palmeras. El resto decidió suspender la procesión desde primera hora, como fue el caso del Calvario, el Perdón, Pasión, la Misericordia y la Paz y Esperanza. El miércoles se quedó sin imágenes esperadas como la Paz a su paso por los Jardines de Colón, el recorrido de Pasión por San Basilio o la llegada a carrera oficial de Las Palmeras.

Después de una semana aciaga y constantes lamentos, el tiempo dio una tregua el Jueves Santo y todas las hermandades pudieron celebran su estación de penitencia, salvo el Cristo de la Buena Muerte, que tuvo que refugiarse en la Catedral en plena madrugada por la lluvia. Esta jornada colmó las expectativas de los fieles que tenían ganas de echarse a la calle y disfrutar de las hermandades. La Sagrada Cena, el Nazareno, la hermandad de Jesús Caído, la Caridad, el Esparraguero y las Angustias y pudieron realizar su estación de penitencia completa y la Buena Muerte se quedo en la Catedral, pero desde el sábado se encuentra de nuevo en San Hipólito.

Pero tras este paréntesis, la lluvia volvió de nuevo a ser protagonista el Viernes Santo, dejando las calles vacías y sin ninguna hermandad en la calle. Ni la Soledad, Los Dolores -a la que el año pasado sorprendió la lluvia en su camino a la Catedral-, la Expiración y el Sepulcro salieron en procesión. Todas, menos la hermandad de Capuchinos, llevan ya tres años sin realizar estación de penitencia por las calles y los hermanos mayores de la Expiración y el Descendimiento todavía no saben lo que es vivir una procesión con su cofradía, pues es el mismo tiempo que llevan en sus cargos. Por último, el Domingo de Resurrección también concluyó con lluvia y con las imágenes del Señor Resucitado y la Virgen de la Alegría en el interior de Santa Marina.

La vicepresidenta de la Agrupación de Cofradías, Olga Caballero, insistió en que ésta ha sido una Semana Santa "nefasta" y resaltó la decepción que supone para las hermandades no salir en procesión después de tanto trabajo. No obstante, dijo que todas las decisiones que se han tomado en esta Pasión han sido las correctas pese a que muchas se toman en momentos muy complicados.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios