El nuevo AVE obliga a Renfe a ajustar el horario de las lanzaderas a Sevilla

  • La compañía ferroviaria adapta el servicio y varía la salida de los trenes en un margen de entre cinco y 20 minutos con respecto a la oferta de la actualidadHasta que en febrero o marzo no se ponga en funcionamiento el servicio de Avant a la Costa del Sol, los pasajeros entre Málaga y Sevilla deberán hacer transbordo en Córdoba

A partir del próximo domingo, Renfe no sólo estrenará un nuevo servicio de AVE, sino también un horario para las lanzaderas de trenes de alta velocidad entre Córdoba y Sevilla. La irrupción de 22 trenes de alta velocidad con destino u origen a Málaga desde Madrid obligará a la compañía ferroviaria a modificar el horario del servicio de trenes lanzadera que une a la capital cordobesa con la hispalense. Renfe justificó que "este cambio se realiza por la necesidad de ajustar las circulaciones en el corredor sur" de la línea de alta velocidad entre Madrid y Córdoba, y que "los ajustes sólo afectan a las horas de salida y no suponen cambios en el número de circulaciones diarias ni en los tiempos de viaje". De hecho, el nuevo horario de salidas y llegadas variará entre cinco y 20 minutos con respecto al panel de servicios de las lanzaderas que ahora funcionan. Estos horarios entrarán en vigor a partir del día de Nochebuena.

Por otra parte, mientras Renfe pone en marcha entre febrero y marzo del próximo año el servicio de lanzaderas previsto entre Sevilla, Córdoba y Málaga, los horarios reformados permiten a los pasajeros que deseen viajar entre la Costa del Sol y la capital de Andalucía hacer transbordo en Córdoba. En concreto, un hipotético pasajero que viaje de Málaga a Sevilla podrá aprovechar la nueva oferta de trenes de alta velocidad, bajarse en Córdoba y tomar un tren lanzadera u otro AVE hacia la estación de Sevilla-Santa Justa. El transbordo puede oscilar entre los cinco minutos o los tres cuartos de hora, aproximadamente.

El servicio de trenes lanzadera, conocido como Renfe Avant, comenzó a funcionar entre Córdoba y Sevilla a finales del año 2005. Desde entonces, su demanda ha sufrido un aumento espectacular gracias a la disponibilidad de trenes, a la rapidez de los convoyes y, sobre todo, a la facilidad para adquirir billetes con precios moderados y grandes descuentos, sobre todo con la compra de bonos. El año pasado, la demanda de este servicio aumentó en un 46 por ciento.

El perfil del viajero de las lanzaderas entre Córdoba y Sevilla es el de una persona joven (mitad mujeres y mitad hombres), menores de 29 años, de estudios universitarios y trabajadores que viajan por motivos personales y ocio en el 30 por ciento de los casos. En el resto se debe a una causa relacionada con el ámbito laboral.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios