Los Presupuestos superan la primera votación del Senado

  • El voto ponderado hace naufragar los vetos de PP, CiU, ERC e ICV, aunque es probable que prosperen en el Pleno del día 9

Las cuentas públicas salvaron ayer el primer asalto en el Senado durante su debate en la Comisión de Presupuestos al no prosperar ninguno de los cuatro vetos presentados contra ellas por parte del PP, CiU, ERC e ICV. Dentro de una semana se conocerá cuál es el destino definitivo de los Presupuesto Generales del Estado (PGE) cuando los vetos vuelvan a ser votados en el pleno de la Cámara Alta.

Si a los PGE les queda aún recorrido en el Senado es debido a que en la Comisión correspondiente cada grupo vota en bloque y su voto es ponderado y no vota cada uno de los senadores de forma individual. Así, cada uno de los vetos no salió adelante por un empate a trece votos, y para que salieran adelante se precisaba la mayoría absoluta de 14 votos. Los votos favorables a la devolución de las cuentas públicas fueron los del PP y CiU -que suman trece votos-, mientras que en contra de los vetos votaron el PSOE y Entesa, el PNV y el Grupo Mixto. La coalición catalana engloba a los senadores del PSC, ERC e ICV y los senadores de estos dos últimos partidos tuvieron que aceptar el apoyo mayoritario de los socialistas catalanes que no rompieron la disciplina de voto con respecto al PSOE, a pesar de que el rechazo de todos los grupos catalanes a los PGE está relacionado de una u otra manera con la inexistencia de un acuerdo sobre financiación autonómica.

El siguiente trámite de los PGE se producirá el próximo martes. Según el procedimiento acordado ayer por la Mesa del Senado para la ordenación de ese pleno, los cuatro vetos serán debatidos y votados uno a uno, por orden de mayor a menor grupo parlamentario; es decir, que comenzará con el presentado por el Partido Popular, al que seguirán los de CiU, ERC e ICV-EUIA.

En contra de lo que sucede en el Congreso, donde las enmiendas a la totalidad -equivalentes a los vetos- se votan conjuntamente, en la Cámara Alta la votación es por separado, lo que significa que el primer veto en ser votado será también el mayoritario, presentado por el PP. El veto puede prosperar si los cuatro senadores de ERC votan en contra de las cuentas, ya que a esos sufragios se añadirían los de los 123 senadores del PP, los siete de CiU y los dos de ICV-EUIA, lo que sumaría 136, tres más de los necesarios para poder devolver los Presupuestos al Congreso.

Si esto ocurriera, sería ya la tercera ocasión durante el mandato de José Luis Rodríguez Zapatero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios