Corbacho elogia a la Generalitat por sus centros de acogida para escolares inmigrantes

  • El ministro de Trabajo e Inmigración afirma que Cataluña es así "una vez más valiente para dar respuestas ante esta realidad".

Comentarios 4

El ministro de Trabajo e Inmigración elogió al conseller de Educación de la Generalitat, el también socialista Ernest Maragall, por las aulas de acogida para inmigrantes recién llegados que pondrá en marcha a partir de septiembre.

En su opinión, Cataluña es así "una vez más valiente para dar respuestas ante esta realidad". Corbacho animó al titular de Educación a resistir a las críticas ante su política, con la que, dijo, ha colocado "la primera piedra en la inteligencia de mirar al futuro".

El ministro hizo estas declaraciones un día después de que el conseller aportara detalles sobre los denominados Espacios de Bienvenida Educativa (EBE), centros para niños que lleguen a Cataluña a mitad de un curso.

Maragall anunció que los alumnos inmigrantes que se incorporen a estos centros de acogida educativa, que se pondrán en marcha en Vic (Barcelona) y Reus (Tarragona) en septiembre, no tendrán un tiempo máximo ni mínimo de estancia, sino que dependerá de cada caso.

Hoy, durante la celebración de los 30 años del PSC, Corbacho se dirigió al conseller para afirmar que "esta idea valiente de poner un espacio de acogida, para que puedan conocer la realidad a la que quieren incorporarse, es la necesaria realidad previa para que la escuela sea de libertad, pero para que la escuela sea también de éxito". 

Los EBE se pondrán en marcha en estos dos municipios como prueba piloto en el primer trimestre del próximo curso y pretenden afrontar la llegada de alumnos de forma escalonada que se da durante todo el curso. El año pasado, Reus acogió durante todo el curso a 1.080 alumnos que se incorporaron con el curso ya empezado, y Vic a otros 400.

Estos espacios están pensados como una herramienta previa a la escolarización que facilitará a los alumnos, y a sus familias, las herramientas y conocimientos necesarios para poder integrarse tanto en el colegio como en el municipio. Así, todo inmigrante de 0 a 18 años que que llegue a Vic y Reus pasará por el equipo del EBE, que determinará cuánto tiempo requiere cada niño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios