El FMI baja al 1,2% su previsión de crecimiento para España

  • El entidad augura una caída importante de la actividad económica para este año · El deterioro en el primer trimestre ha sido mayor del previsto.

El FMI bajó este jueves en medio punto porcentual su pronóstico de crecimiento para España en 2009, hasta dejarlo en el 1,2%, con lo que augura una caída importante de la actividad económica con respecto a este año.

Para 2008 el Fondo Monetario Internacional (FMI) mantuvo su previsión de que el Producto Interior Bruto (PIB) se expandirá un 1,8%.

"La economía española está en una situación difícil", afirmó en una rueda de prensa Charles Collyns, subdirector del departamento de análisis de la entidad, quien señaló que el deterioro de la economía en el primer trimestre de este año ha sido mayor que lo anticipado.

En abril, cuando el organismo hizo públicas sus previsiones, el Gobierno tildó los números de "excesivamente pesimistas".

No obstante, en la actualización de sus cálculos que divulgó este jueves, no sólo no se retracta, sino que augura tiempos incluso más difíciles para España.

En cambio, elevó sus pronósticos para las economías europeas importantes y Estados Unidos.

A nivel mundial habrá una expansión del 4,1% este año, cuatro décimas más que lo que el FMI había previsto en abril. Para 2009 elevó su pronóstico en una décima, hasta dejarlo en el 3,9%.

El más beneficiado de los cambios es Estados Unidos, cuya economía aumentará este año un 1,3%, ocho décimas más que la cifra que el FMI adelantó hace tres meses, debido a que el crecimiento del 0,9%, en términos anuales, registrado en el primer trimestre del año fue mucho mejor de lo esperado.

El FMI ahora cree que Estados Unidos también crecerá dos décimas más que lo previsto en 2009, hasta el 0,8%.

El PIB de la zona euro, por su parte, aumentará este año un 1,7%, tres décimas más que lo que había pronosticado en abril la entidad, que dejó sin cambios su previsión para 2009, la cual situó en el 1,2%.

El organismo reconoció que la desaceleración en el primer trimestre de este año fue menos pronunciada que lo que había previsto también en Europa, lo que le hizo revisar sus números.

Pese a la revisión de las cifras a mejor, el FMI mantuvo un tono lúgubre y señaló que la ralentización se agudizará en la segunda mitad del año.

En las economías avanzadas continúa la caída de la producción industrial y de la confianza de las empresas y los consumidores, apuntó el Fondo.

Sobre los países en desarrollo dijo que también hay "indicios" de debilitamiento de la actividad industrial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios