Corazón granate en las filas del Musa

El Juventud-Ciudad de Córdoba ilusiona. Tal vez en círculos pequeños, casi familiares, pero ilusiona. Seguramente porque la existencia de dos equipos profesionales en Córdoba lleva a la afición adolescente a soñar con defender los colores de un equipo local. Este derbi de nuevo cuño "nos da una meta, algo por lo que luchar con más ahínco", dice Javier López Gisbert, juvenil del Salsas Musa Ciudad de Córdoba. Y no es un cualquiera: Javi es sobrino de Santiago Gisbert, secretario técnico del Juventud Cajasur, y primo de Santiago Gisbert Sol, ex jugador del equipo granate. El derbi está en él.

Y también en las reuniones familiares. "En casa todos quieren que gane el Cajasur. Mi padre, mi madre, por supuesto mis tíos y mis primosý Y yo también. El único que va con el Salsas Musa es mi hermano Pablo, que juega en el Ciudad, en minibasket federado", afirma Javi antes de lanzarse al análisis del partido. "En el Cajasur Gelsi es muy determinante: su anotación y su lucha, los robos, la defensaý Es el espíritu ganador. Y también Luis César". ¿Y por el Ciudad de Córdoba? "A Rosefelt aún no se le ha visto, pero Suka es muy importante. Y más con la lesión de Eloy (Almazán), que va a hacer mucho daño".

La duda del alero formado en las categorías base de Unicaja puede abrir la puerta del derbi a uno de los juveniles del Salsas Musa. ¿Qué pasaría si Gomariz decidiera dar hoy la oportunidad a un Gisbert, precisamente ante el Cajasur? "Ufý La cosa cambiaría. Entonces defendería a muerte al Ciudad". Es lo que tiene un derbi: la pasión nunca decae.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios