Lo de Arteaga sí que duele

  • El Córdoba pierde a su mejor jugador hasta el año que viene por una rotura fibrilar de grado uno · El zurdo, clave, faltará en los encuentros frente al Xerez, el Albacete y el Numancia

Comentarios 0

"Estoy igual, las sensaciones son las mismas de ayer -por el domingo-. Espero que se quede en una contractura o una elongación". Lo dijo con la boca pequeña, media sonrisa -la sonrisa del miedo- y una esperanza vana. Más o menos, tirando a más, sus augurios matinales se confirmaron por la noche. Arteaga sufre una elongación-rotura de grado uno entre el gemelo externo y el sóleo de la pierna izquierda y no volverá a jugar hasta el año que viene. Así de crudo. Tras las pruebas efectuadas ayer en la clínica Asisa, Javier Bejarano, jefe de los servicios médicos del Córdoba, puntualizó que "si la evolución es la adecuada, entre dos o tres semanas estará disponible para volver a los entrenamientos". Y el parón navideño está a la vuelta de la esquina, ya que sólo quedan tres jornadas a disputar en 2007. Por lo tanto, el interior zurdo será el mejor regalo posible en el estreno de año. Lo bueno -lo óptimo- se hace de rogar.

El Córdoba se queda sin su buque insignia en el momento más crítico de la campaña. Con el empate ante el Elche, el cuadro de Paco Jémez ya acumula cuatro semanas sin ganar, algo que no había ocurrido desde el inicio de la Liga. Y la baja de Arteaga supone mermar considerablemente el potencial ofensivo del equipo.

El arranque de temporada del sevillano había sido tan bueno que Emilio Vega movió ficha. El 26 de octubre, el director deportivo cerró su renovación hasta 2011. De esta forma, la entidad ataba a su activo con mejor cotización en la bolsa de fichajes y espantaba los rumores sobre el interés de clubes de superior categoría, caso del Villarreal.

David ha sido fijo para Paco siempre que ha estado disponible. En el presente ejercicio sólo se ha perdido el partido de Copa -el técnico le dio descanso- y el inmediatamente posterior, en Málaga, por unas molestias. Fue el primer aviso de la musculatura del hispalense, aunque ni mucho menos se trata de un hecho extraordinario. A lo largo del curso, otros cinco compañeros se han perdido al menos un encuentro por percances de índole muscular: Javi Moreno -se lesionó en la segunda jornada, contra el Nàstic-, Mario -aún no ha debutado en la Liga-, Cristian Álvarez -no pudo jugar esporádicamente contra el Sevilla Atlético y permanece en el dique seco desde el entrenamiento previo al duelo con el Poli Ejido-, Endika -estuvo un mes de baja- y Dani, ausente en Las Palmas por una sobrecarga.

El Córdoba mantiene un buen tono físico durante los partidos, pero la acumulación de minutos en los jugadores más utilizados pasó factura el pasado domingo. Amén de la rotura fibrilar de Arteaga -un auténtico alivio para el Xerez, el Albacete y el Numancia, los próximos adversarios-, los dos futbolistas de la plantilla que habían completado todos los minutos en la Liga se vieron perjudicados. A Pierini se le subió el gemelo y tuvo que ser sustituido, al tiempo que Diego Reyes aguantó sobre el césped a pesar de sus dolencias de abductores, isquiotibiales y sóleo. Ahí les duele.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios