La última oportunidad de Sebas

  • El mediapunta de Villanueva del Duque apura sus opciones de convencer a Carrión

El tramo final de la pretemporada del Córdoba se presenta como la última oportunidad para Luis Carrión de examinar a sus jugadores, de aclarar sus ideas respecto al equipo por el que apostará en el inicio de liga y de evaluar el papel de los canteranos que están trabajando a sus órdenes. Uno de ellos, Sebas Moyano, es ya todo un veterano en las pretemporadas del primer equipo y a sus 20 años afronta una temporada vital en su trayectoria deportiva.

El mediapunta de Villanueva del Duque es uno de los líderes del Córdoba B, pero afronta el gran reto de dar el salto al primer equipo a corto-medio plazo antes de que la edad le obligue a tomar nuevos derroteros en su carrera. Este verano Sebas afronta su tercera pretemporada en la dinámica del primer equipo y desde los 18 ha sido un habitual en la dinámica de trabajo de los mayores, con todos los entrenadores que han pasado por la casa blanquiverde.

A los 20 años, está en la encrucijada de dar el salto definitivo tras varios cursos en el filial

Ahora, el talentoso mediapunta tiene como técnico a un hombre que siempre confió en él. Y es que cuando Carrión llegó hace cuatro años al CCF de la mano de Pablo Villa, quedó impresionado por las posibilidades de un talento que por aquel entonces tenía apenas 16 años. Mucho se ha hablado desde entonces de Sebas, que alcanzó la internacionalidad con las categorías inferiores de la selección española y que, cosas del destino, no ha terminado de dar el gran salto que se le preveía al primer equipo blanquiverde. Inoportunas lesiones, faltas de confianza puntuales y hasta algún que otro asunto relativo a su propiedad han influido en que el de Villanueva del Duque no haya roto aún del todo en el gran jugador que se presumía iba a ser.

Pero Carrión tiene mucha confianza en sus posibilidades y este verano le ha vuelto a dar la oportunidad de demostrar que puede tener un hueco, aunque sea como enlace, entre el primer y el segundo equipo. De hecho, de la mano del técnico catalán, Sebas debutó el curso pasado en Segunda División, en un encuentro ante el Numancia.

En esta pretemporada, el de Villanueva del Duque se quedó en principio fuera del stage de Benahavís, aunque las lesiones de Jaime Romero y Álex Vallejo, así como la salida de Quiles, hicieron que Carrión le reclutase para el encuentro ante el Sanluqueño. En la presentación oficial ante el Betis también dispuso de minutos, si bien ayer se quedó en el banquillo en Almendralejo. Hoy, ante el Mérida, en el último amistoso de la pretemporada, Sebas tiene ante sí una nueva ocasión de mostrarse ante Carrión. Quien sabe si la última, pues el mediapunta está llamado a incorporarse después al filial, donde se espera que sea uno de los pilares. A sus 20 años, Sebas quiere agarrar la oportunidad de mostrarse en el primer equipo y empezar a confirmar lo que desde hace años viene apuntando.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios