córdoba cf

Borrón en el cuaderno

  • La LFP notificará hoy al Córdoba dos denuncias a la Comisión Mixta de Rodas y Cisma

  • Las cantidades les fueron retraídas por la apertura de sendos expedientes disciplinarios en mayo

Domingo Cisma y Héctor Rodas escoltan a Alejandro Alfaro y Edu Ramos durante una sesión de entrenamiento de la pasada temporada. Domingo Cisma y Héctor Rodas escoltan a Alejandro Alfaro y Edu Ramos durante una sesión de entrenamiento de la pasada temporada.

Domingo Cisma y Héctor Rodas escoltan a Alejandro Alfaro y Edu Ramos durante una sesión de entrenamiento de la pasada temporada. / barrionuevo

El Córdoba comienza el verano destacando, aunque no como quisiera, dado que es el único club del fútbol profesional español que cuenta con denuncias de la temporada pasada. La Liga de Fútbol Profesional (LFP) comunicará hoy a la entidad blanquiverde dos reclamaciones, que según ha podido saber el Día corresponden a Héctor Rodas y Domingo Cisma, por cantidades adeudadas del pasado ejercicio, concretamente de la liquidación que ambos debían recibir como cierre del curso y que se sitúan alrededor de los 2.000 euros.

Ambos futbolistas cumplieron con sus obligaciones y presentaron sus demandas ante la Comisión Mixta que integran la LFP y la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) antes del pasado 30 de junio, fecha tope para que puedan ser atendidas. En ambos casos, y según fuentes del club cordobesista consultadas, las cantidades les fueron retraídas como consecuencia de un expediente disciplinario abierto a finales del mes de mayo, cuando tanto Héctor Rodas como Domingo Cisma estaban lesionados, por su comportamiento durante una sesión de trabajo en el estadio.

Los dos zagueros se perdieron la fase final de la temporada pasada por lesión, que en el caso del lateral zurdo aún le tendrá convaleciente al menos hasta el próximo mes de octubre, por lo que su regreso deberá esperar a la apertura del mercado de invierno. Fue precisamente en esa época, concretamente a finales de mayo, en la que ambos coincidían haciendo trabajo de recuperación en El Arcángel, cuando se originaron los hechos que han acabado poniendo al Córdoba en la lista negra de la LFP, un organismo que desde la llegada de Javier Tebas a su presidencia lleva trabajando de manera concienzuda para reducir el número de denuncias cada fin de curso.

El comportamiento incorrecto de ambos futbolistas llevó a la dirección de la entidad a incoarles un expediente disciplinario, con su correspondiente sanción económica, según recogía en su día el régimen interno. Según ha podido saber el Día, ambos firmaron tal notificación, aunque sin estar del todo conformes con la decisión, por lo que ejerciendo sus derechos reclaman ahora la cantidad que les fue retraída, que está en torno a los 2.000 euros en cada caso.

De hecho, tal y como dice la normativa, ambos tuvieron que presentar las denuncias antes del 30 de junio pasado a la Comisión Mixta que vela por evitar impagos a los profesionales. Y es ahora cuando el organismo notificará al Córdoba tal situación, que lo convierte en el único club de Primera o Segunda en esta situación este verano. Sin embargo, dada la escasa cuantía de las denuncias, el caso quedará prácticamente en una anécdota que, eso sí, recoge un capítulo desconocido del tramo final de la campaña anterior, en el que el equipo amarró la permanencia sobre la bocina.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios