La presión de los padres obliga a la Junta a cambiar la baremación escolar

  • Mar Moreno anuncia que se reforzará la puntuación que se otorga a los hermanos para que vayan al mismo colegio · Las madres del Vinuesa continúan con sus demanda y la solicitud de medidas cautelares

Comentarios 12

Dos hermanos y un mismo colegio. Un hecho que hasta ahora resultaba imposible en algún que otro caso, será a partir del próximo curso una realidad. Tras salir a la luz diferentes casos, un sinfín de denuncias, numerosas concentraciones y reuniones, así como alguna que otra comparencia en las televisiones nacionales e, incluso, un par de cartas al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, por parte de las familias afectadas, a la Junta no le ha quedado más remedio que claudicar o pensárselo mejor para evitar más problemas y ha decididó cambiar el actual sistema de baremación a la hora de conceder una plaza escolar.

La encargada de hacer este ansiado y necesario anuncio en Andalucía, única comunidad autónoma junto a las de Extremadura y Murcia donde puntúa menos el hecho de tener un hermano dentro del mismo centro, fue la titular del ramo, Mar Moreno, quien avanzó que para el curso 2010-2011 se modificará la norma que regula el procedimiento de escolarización de manera que se introducirán nuevos criterios que refuercen la puntuación que se otorga a los hermanos, hasta la fecha son seis puntos.

En su comparencia ante la Comisión de Educación, Moreno reconoció la necesidad de cambiar la normativa actual, puesto que "se siguen produciendo casos de hermanos que se ven obligados a ir a centros distintos". Hace un par de años, la Consejería de Educación ya introdujo cambios en el sistema de baremación para asignar plaza en los centros. Estas modificaciones, que primaron a los hermanos, "se ha demostrado insuficiente", aseguró Moreno. La consejera se limitó a anunciar el cambio y en su comparencia no dio más datos acerca del nuevo sistema de puntuación.

Ante este anuncio, la delegada de Educación, Antonia Reyes, incidió en que la intención de la Junta es la de conciliar la vida de las familias y que el proceso de escolarización de este año "está bien". Reyes coincidió con Moreno al referirse a la modificación en 2007, ya que se hizo para "primar el derecho de las familias".

Sin duda, el caso que ha tenido más incidencia en Córdoba ha sido el de las cinco madres que constituyeron la plataforma Hermano ven a mi cole, después de que la Delegación de Educación no les otorgase los puntos necesarios para entrar en el colegio Salvador Vinuesa, a pesar de que sus hijos mayores ya estuvieran dentro de este centro. Lourdes Morales es una de las madres que integran esta plataforma y ayer, tras conocer la intención de la Junta, aseguró que "continuaremos reivindicando la plaza para nuestros hijos". "Me parece muy bien que nuestra lucha haya servido para ayudar a los demás, porque no era sólo para nosotros; me emociona y me satisface", confesó.

Sin embargo, los cambios llegarán el próximo curso y mientras estas madres tienen que hacer auténticos milagros de lunes a viernes para poder llevar y recoger a sus hijos a dos colegios diferentes a la misma hora. Por ello, han solicitado medidas cautelares y están a la espera de que un juzgado se pronuncie a su favor. "Han sido unos meses horribles y nos ha costado mucho esfuerzo, aunque ha merecido la pena, pero tendrían que aumentar el número de plazas este año", subrayó Morales, quien junto al resto de madres de la plataforma se reunirá la próxima semana con la delegada de Educación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios