"Los alumnos de la UCO tienen que implicarse más en la vida académica"

  • Es la única alumna de la UCO que ha decidido presentarse a las elecciones del 8 de noviembre · Fijará su atención en la aplicación de los grados de Bolonia

Tiene 24 años y este curso ultima sus estudios en Ingeniería Técnica en Informática de Sistemas de la Universidad de Córdoba (UCO). Carmen González es la única alumna de la institución académica que ha decidido presentarse para ocupar el máximo puesto de responsabilidad del Consejo de Estudiantes, unas elecciones que se celebrarán el próximo 8 de noviembre. Su llegada supone la marcha de María José Romero Aceituno, que ha sido la presidenta del consejo en los dos últimos años y desde el pasado mes de mayo es secretaria general de la Coordinadora de Representantes de Estudiantes de Universidades Públicas de España (Creup).

-¿Por qué ha decidido optar a la presidencia del Consejo de Estudiantes de la UCO?

-He decidido presentarme porque he participado en el consejo de estudiantes de la Politécnica Superior durante varios años y ahora estoy más liberada. -¿Sabe la responsabilidad que entraña el puesto al que opta?

-Es un puesto de gran importancia y tienes que saber a lo que te enfrentas. Es un gran compromiso.

-¿Çuáles son sus retos más importantes?

-Uno de ellos es velar por la correcta implantación de los grados de Bolonia que se ha llevado a cabo este año.

-¿Cuáles son los principales problemas que tiene el alumnado de la UCO?

-Uno de los temas esenciales a resolver es el del transporte hasta el Campus de Rabanales. Los horarios de Renfe no están bien y la línea de buses de Aucorsa tarda mucho tiempo en llegar hasta el Campus.

-En el discurso de inauguración del curso académico, el rector de la UCO, José Manuel Roldán Nogueras, avanzó la puesta en marcha de la Casa del Estudiante en el Campus de Rabanales, un centro de reunión y de trabajo para el alumnado.

-El proyecto está hecho, pero las obras no han empezado porque no hay financiación. En infraestructuras también hay muchos proyectos, como el nuevo aulario de Rabanales, pero no hay dinero para ello. Además, con la aplicación de Bolonia las clases, que tienen que ser de grupos reducidos, no están preparadas.

-Una de las críticas que se lanza siempre es la escasa participación de los estudiantes en la vida académica. ¿Cree que se puede fomentar más?

-Es necesario que los estudiantes se impliquen más en la vida de la Universidad. Creo que están desaprovechando todas las puertas que se les abren.

-¿Por qué decidió estudiar Ingeniería Técnica en Informática de Sistemas en la UCO?

-Siempre me han gustado las nuevas tecnologías, y creo que son una necesidad en el futuro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios