Martes Santo

La Universitaria abre un Martes Santo de ilusión, estrenos y cielos limpios

  • El imponente Cristo de Miñarro, con nuevo calvario, es el encargado de abrir una jornada en la que el Prendimiento aporta el clásico sentimiento salesiano y la Corredera recibe al Buen Suceso

Señor del Prendimiento. Señor del Prendimiento.

Señor del Prendimiento. / José Martínez

Córdoba se prepara ya para vivir un Martes Santo que, de principio, se anuncia radiante. La previsión meteorológica sigue acompañando, tal como ya ocurrió el Domingo de Ramos y el Lunes Santo, y la Aemet avanza para esta tarde una máxima de 30 grados y ni una sola nube. El calor será por ello la nota primordial en una tarde cofrade con numerosos rincones de interés.

La Catedral y la carrera oficial serán de nuevo el punto central del recorrido, algo que en cierto modo no es nuevo ya que las cofradías del martes son habituales en el principal templo de la Diócesis desde hace varios años. Desde allí, desde la Mezquita, saldrá la Agonía, a la que le espera una larga tarde y noche en su caminar hacia la barriada del Naranjo. Algo antes que ella harán acto de presencia la Universitaria, desde el mismo corazón de la Judería, y el Buen Suceso, que este año, por los nuevos recorridos establecidos, hará acto de presencia en la Plaza de la Corredera. La sangre también saldrá apenas pasadas las cinco de la tarde de la hermosa plaza de Capuchinos, que comienza a vivir sus momentos estelares.

Ya con el sol más alto, y se supone que con las temperaturas más calmadas, le llegará el turno a las dos últimas en salir. Primero, la Santa Faz, que volverá a llevar el espíritu trinitario y que irá acompañada por esa delicia que es la Banda Tubamirum de Cañete. Desde los Salesianos, y rodeados del gentío jubilar que se agolpa en los alrededores de la calle María Auxiliadora, harán su espectacular acto de aparición el monumental misterio del Prendimiento y la dolorosa de Martínez Cerrillo.

Entre los estrenos del día destaca el nuevo calvario de la Universitaria, que ha diseñado el profesor de Historia del Arte Alberto Villar Movellán, o el nuevo juego de albas y dalmáticas de la Santa Faz. En La Sangre sonará el himno español con los arreglos del compositor jerezano Germán Álvarez Beigbeder.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios