El SAS cede a la presión sanitaria y mantendrá el sueldo a los interinos

  • La Junta no aplicará la bajada del 10% de la jornada y la nómina de los trabajadores con contrato temporal · Los sindicatos temen que se recorte mediante "despidos"

Comentarios 0

Los empleados de la Sanidad pública que tengan un contrato temporal, interinos y eventuales, no sufrirán el controvertido recorte del 10% en su próxima nómina. Así lo confirmaron ayer a El Día fuentes sindicales al informar de la última consigna de los directores de los centros y hospitales, que, según detallaron, ordenaron la retirada del sueldo de julio -ya en curso- para que a estos empleados, que en el caso de Córdoba representan en torno al 35% del personal, no se les aplique la rebaja salarial que contemplaba el decreto del plan de ajustes de la Junta de Andalucía. Aunque los colectivos consultados, el Simec y Satse, aplaudieron la decisión tomada por el SAS, incidieron en que, una vez agotada esta vía, los nuevos recortes podrían llevarse a cabo a través de despidos o no renovaciones del personal que no forma parte de la plantilla de los centros públicos.

Este giro de timón, uno de los más reivindicados por los sindicatos y la asamblea junto a la ampliación de la jornada a 37,5 horas y las propuestas de aplicación de este incremento, es la segunda que se realiza en el capítulo de retribuciones de los trabajadores eventuales. El primer retoque que el SAS le dio al citado decreto consistió en pasar de una reducción de jornada -y de la parte proporcional de salario- del 15% al 10% que ha mantenido hasta ayer. Esta decisión evitará que haya salarios que sufran una rebaja de hasta el 24%, como era el caso de algunos facultativos con un contrato temporal, ya que a la pérdida del 10% de la jornada se le sumaban el resto de recortes, tanto del salario base como de los complementos.

Tras conseguir que el SAS ceda a sus presiones, a los sindicatos y a la asamblea le quedan otras batallas pendientes. Entre ellas destaca el debate abierto en torno a la aplicación de la jornada laboral de 37,5 horas, 2,5 más de las que tienen en la actualidad. El ente público, de momento, se niega a aceptar la propuesta de los trabajadores, que consiste en que haya una ampliación diaria de media hora, es decir, que el empleado en cuestión entre a las 07:30 o salga 15:30. La asamblea ha abundado en varias ocasiones en que lo que pretende el SAS es que sus trabajadores acumulen horas y las apliquen fuera de su jornada laboral, en tardes o incluso en sábados.

Desde el Simec, que considera que el SAS incurría en una "irregularidad" al bajar el salario de los interinos, dejaron entrever que es posible que el pago de esta nómina sufra un cierto retraso, que está motivado por los citados retoques.

más noticias de CÓRDOBA Ir a la sección Córdoba »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios