La Policía detiene a un hombre acusado de intercambiar imágenes de contenido sexual con menores

  • El detenido presuntamente se hacía pasar por chicas jóvenes para engañar a sus víctimas

Un agente de la Policía Nacional inspecciona un ordenador. Un agente de la Policía Nacional inspecciona un ordenador.

Un agente de la Policía Nacional inspecciona un ordenador. / El Día

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un hombre acusado de intercambiar presuntamente imágenes y vídeos de contenido sexual con menores de edad. La investigación comenzó el pasado mes de octubre, tras la denuncia realizada por los padres de un menor en la que relataban cómo su hijo estaba recibiendo comentarios y solicitudes de índole sexual a través de internet.

En ese momento los agentes iniciaron sus indagaciones, llegando a la conclusión de que podría tratarse de un usuario que estaría utilizando la técnica delictiva conocida como grooming. Este modus operandi se caracteriza por que los delincuentes, mayores de edad, contactan a través de internet con menores y, utilizando distintas artimañas, consiguen engañar a sus víctimas para que éstas les faciliten fotos y vídeos de contenido sexual.

Los agentes averiguaron que una persona mayor de edad, la cual se hacía pasar por una joven bajo un pseudónimo, podría estar detrás del teléfono desde el que se contactaba con los jóvenes. Así mismo, se pudo determinar que el presunto autor de los hechos estaría haciendo uso de diversas aplicaciones y simulaba que su webcam estaba emitiendo la imagen de una joven en actitud sexual, lo cual era utilizado para realizar videoconferencias con las víctimas y que éstas pensaran que el autor de los hechos también era una joven que a la vez también realizaba actos de contenido sexual.

En la operación, que culminó en los primeros días del año, se han intervenido un smartphone de alta gama así como un ordenador portátil de última tecnología, los cuales se encuentran en estos momentos siendo analizados por los encargados de la investigación, no descartando que puedan localizarse nuevas víctimas, por lo que la investigación continúa abierta.

Esta operación se ha llevado a cabo de manera conjunta entre las unidades de Delitos Tecnológicos de Córdoba y de Jaén, pertenecientes ambas a la Brigada de Policía Judicial correspondientes.

La Policía Nacional, dentro del marco del Plan Director, imparte en centros educativos, a asociaciones de padres y todos los colectivos que lo soliciten, charlas informativas sobre el uso y riesgos de las nuevas tecnologías que se pueden solicitar a través del correo electrónico cordoba.participacion@policia.es.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios