Envejecer reivindicando los derechos de los trabajadores

  • La asociación de jubilados del metal organiza la cuarta jornada de convivencia

Las mujeres y los hombres que un día protagonizaron las principales luchas del movimiento obrero y que hoy ya peinan canas demostraron ayer que aún tienen mucho que decir a pesar de estar ya prejubilados o jubilados. Muestra de ello fue la cuarta jornada de convivencia de mayores que se celebró ayer en el centro de día de Poniente bajo el lema Por una jubilación activa. Después de años de duro trabajo y de reivindicaciones salariales, "la lucha continúa después de jubilarse", señaló uno de los setenta asistentes a la conferencia Envejecimiento Activo, impartida por el jefe de servicio de la delegación de Igualdad y Bienestar Social de la Junta, Alejandro Vicario. Y es que ayer, la Asociación de Prejubilados, Jubilados y Pensionistas de Metal, Construcción y Afines de Córdoba puso encima de la mesa sus reivindicaciones sociales, entre las que destacan el "reconocimiento legal de la figura del prejubilado, cambiar el tratamiento dado al IPC de los jubilados y mejorar las pensiones de viudedad, entre otros", apuntó el coordinador de este colectivo, José Rodríguez Villarroel.

La situación de crisis que actualmente vive el país está fomentando que "cada vez haya más prejubilaciones", algo que el trabajador "tiene que aceptar porque si no lo echan", aseguró José Carranza, miembro del colectivo, quien afirmó que "por este motivo hay que estar bien informado". Por su parte, Joaquín Luque, otro de los participantes en esta jornada, manifestó que "el envejecimiento activo es un estímulo para los que estamos jubilados". Además, con nuestras reivindicaciones "ayudamos a los jóvenes que un día también serán jubilados, por lo que no lo hacemos por nosotros nada más", señaló Lucía Goñi. Y es que el "espíritu solidario y reivindicativo" de los hombres y mujeres que participaron en la jornada "debe de salir a flote para que aprendamos", apuntó la delegada de Igualdad y Bienestar Social de la Junta, Silvia Cañero.

Además de la información y la formación que se impartió ayer en el centro de día de Poniente, los usuarios y vecinos de este barrio pasaron el día haciendo uso del llevado y traído envejecimiento activo "participando en talleres, jugando al dominó y compartiendo un rato de charla con los amigos", aseguró Joaquín Ordóñez, uno de los beneficiarios de este equipamiento.

70

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios