La CHG restaura el arroyo Montón de la Tierra con nuevos métodos de bioingeniería

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), organismo dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, finalizó la restauración del arroyo Montón de la Tierra, en el término municipal de Córdoba, con unos resultados satisfactorios para el terreno. La CHG utilizó nuevos métodos de bioingeniería, usados por primera vez en la cuenca del río. La organización actuó en un tramos de 590 metros del arroyo, aguas arriba de la obra de paso de la línea de alta velocidad Madrid-Sevilla, en aplicación de la Estrategia Nacional de Restauración de los Ríos.

Según informó la CHG, bajo la dirección del Servicio de Actuaciones en Cauces de la Comisaría de Aguas de la confederación, la empresa pública encargada de llevar a cabo la recuperación del arroyo Montón de la Tierra, Tragsa, eliminó y controló el cañaveral existente, que había alterado la estructura y funcionamiento de la vegetación de ribera y generaba problemas ecológicos y de gestión de los recursos hídricos.

El inicio de la actuación consistió en un desbroce mecanizado del cañaveral para, más tarde, abrir la sección del cauce, que se encontraba colmado de sedimentos. Sobre el talud se colocó una geomembrana de polietileno de alta densidad para impedir la llegada de luz a los brotes de caña común. Para aumentar la eficacia de la geomembrana y disminuir el impacto visual, se recubrió con 20 centímetros de sustrato natural.

Para controlar la erosión de los taludes, la CHG colocó una red de fibra de coco que, junto a la geomembrana, fue fijada al sustrato. Finalmente, se procedió al semillado del tapizado de red de coco con diferentes especies herbáceas comunes y autóctonas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios