SANIDAD

El Hospital Reina Sofía y la Fundación Juegaterapia recrean una sala de cómic para los niños en tratamiento oncológico

  • La colaboración entre ambos ha permitido inaugurar hoy el Salón de Héroes, un espacio donde los pacientes de oncología infantil pueden jugar y viajar con la imaginación a otros mundos

Los niños ingresados en el área de Oncología Infantil del Hospital Universitario Reina Sofía cuenta desde hoy con un nuevo espacio en que poder evadirse, transformarse en personajes de cómics y vivir aventuras sorprendentes. La colaboración entre el complejo sanitario y la Fundación Juegaterapia ha permitido adecuar un espacio de la tercera planta del Hospital Infantil para convertirlo en el 'Salón de Héores', donde poder jugar y disfrutar mientras dura su estancia en el hospital.

La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Ángeles Luna, la directora gerente del hospital, Valle García y el ilustrador de la sala, Juan Pablo Jara (que colabora con Juegaterapia), entre otros, han visitado el nuevo espacio. Este sitio invita a mayores y pequeños a viajar con la imaginación a otros mundos. Ambas responsables sanitarias han agradecido la iniciativa y han destaco las ventajas que para estos pequeños supone disponer de esta zona reservada para el juego y la diversión.

Si bien son numerosas la iniciativas que ya se han puesto en marcha en el Hospital Reina Sofía gracias a Juegaterapia para hacer más llevadera la estancia de los niños con problemas oncológicos, se trata de la primera vez que la fundación pone en marcha en un hospital español una sala de estas características. El nuevo espacio introduce a los niños y a sus familias en una sala de cómic con ilustraciones originales de superhéroes y un diseño futurista y moderno que se adecua a los gustos e inquietudes de los niños y adolescentes.

La incorporación de este nuevo espacio lúdico forma parte de la atención integral del paciente pediátrico oncológico. En este sentido, la responsable del oncología infantil en el Hospital Reina Sofía, Elena Mateos, señala que “el juego es esencial para el crecimiento del niño, ya que le ayuda a dominar el lenguaje y los esquemas sociales y esto resulta imprescindible para su desarrollo psicológico y madurativo”. Por tanto, continúa la doctora, “según demuestran numerosos estudios, la terapia ocupacional basada en el juego mejora el dolor, la ansiedad y la fatiga en los pacientes oncológicos pediátricos hospitalizados que están recibiendo quimioterapia”.

La oncóloga pediátrica añade que los niños sometidos a situaciones estresantes y tratamientos intensivos son especialmente vulnerables a multitud de secuelas a nivel emocional, de comportamiento y académico. El diagnóstico y el tratamiento del cáncer en los niños producen síntomas psicológicos de distrés que afectan a su calidad de vida, limitando su participación en las actividades diarias.

Vivir en un cómic

El salón está decorado con superhéroes desconocidos hasta ahora, para que los niños se puedan identificar con ellos. Las imágenes son creaciones originales del ilustrador Juan Pablo Jara, que colabora con Juegaterapia en transformar los hospitales en lugares divertidos y especiales para los niños. Asimismo, el diseño de la sala lo ha realizado el estudio Logo Sapiens y se ha contado también con la colaboración de la empresa Redstring, que ha donado las lámparas de la sala, camisetas y gorras para los niños. Finalmente, el proyecto ha visto la luz gracias a la plataforma de youtubers L3tcraft en un streaming solidario de 48 horas liderado por Miguel Ángel Salcedo, conocido como ‘Chincheto’ (@chincheto77). Los cómics de la sala han sido aportados por la empresa Panini.

Además, las paredes están pintadas de azul, en el espejo del baño los niños y niñas se pueden ver convertidos en superman, hay lámparas quitamiedos de Hulk y otros elementos decorativos de Spiderman o Batman que emocionan a los más pequeños. La sala incluye una zona de descanso con sofá, mesa, televisión y videojuegos; otro espacio con juegos educativos y un escritorio con material escolar y una gigantesca pizarra magnética para los más imaginativos. 

La Fundación Juegaterapia trabaja para que los niños enfermos de cáncer sean felices siguiendo el lema ‘la quimio jugando se pasa volando…’. Es la cuarta vez que esta fundación colabora con el Hospital Reina Sofía para hacer más llevadera la estancia de los pacientes pediátricos con problemas oncológicos. Así, en 2012, este colectivo donó una veintena de consolas, en 2013 donó 8 tablets que contribuyen a hacer más llevaderos sus periodos de hospitalización y en 2015 entregaron muñecos y muñecas inspirados en todos los pequeños que luchan contra esta enfermedad (baby pelones).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios