Sociedad

La vacuna contra la adicción a la cocaína se aplicará en 10 hospitales a final de año

  • Unas 100 personas adictas a la sustancia tomarán parte en la fase experimental tras una selección "rigurosa y exhaustiva" · Se desarrollará en centros españoles · Se trata de un tratamiento farmacológico no preventivo

Comentarios 1

La vacuna contra la adicción a la cocaína empezará a experimentarse en el segundo semestre del año. Así lo afirmó la delegada del Plan Nacional sobre Drogas, Carmen Moya, en un encuentro en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en Santander. Moya, explicó a este periódico que "después del verano se va a comenzar a aplicar, de forma experimental, en nueve o diez hospitales de España la vacuna de la cocaína, para el tratamiento de pacientes adictos a esta droga". Ahora se empezará con un proceso "exhaustivo y riguroso, algo muy importante", de selección de las personas, señaló Moya. En este fase experimental participarán aproximadamente un centenar de pacientes, destacó la delegada del Gobierno.

Esta vacuna, que Moya prefirió denominar "producto farmacéutico", intenta impedir que la molécula de la cocaína pase al cerebro y de esa manera evitar que tenga efecto en las personas adictas. "Se trata de iniciativas por parte de los laboratorios para tener productos que nos hagan posible tratar el problema pero no prevenir", dijo. El fármaco, aunque se le llama vacuna -algo que Moya califica de "error"-, no se trata de un tratamiento preventivo para no consumidores sino de un tratamiento farmacológico para adictos.

Moya declaró que España empezará en nueve o diez hospitales, junto a otro país de Europa, que no confirmó. La delegada del Plan Nacional sobre Drogas tampoco quiso confirmar qué hospitales trabajarán en los experimentos, "para preservar la intimidad de los pacientes. Hay que garantizar la confidencialidad de las personas que se van a someter a este estudio para conocer si esta vacuna es eficaz contra la adicción a la cocaína", manifestó.

La delegada del Plan Nacional sobre Drogas participó ayer en el curso Drogas: otra miradas, que se celebra estos días en la UIMP y en el que ayer intervino el ex vicepresidente del Gobierno y ministro de Economía Pedro Solbes, que alertó que el mercado de la droga "tiene una enorme capacidad de desorganización y ruptura de economías".

Carmen Moya resaltó la importancia de que el curso, que se celebra todos los años, trate en esta ocasión de la ética, la economía o la geopolítica de las drogas, ya que recordó que el fenómeno de las drogas "es cambiante", "muy complejo" y en él "tienen que trabajar muchísimos sectores".

Moya destacó la voluntad del ministerio y de los profesionales por avanzar en todo lo que pueda mejorar la adicción y tratamiento de las personas con problemas de droga. "Una mejora a tenor con el cambio de los tiempos", resaltó. "La clave es la prevención y la implicación de los profesionales de la sanidad, los servicios sociales y la educación, así como la formación y la investigación para resolver los problemas que rodean al mundo de las drogas", manifestó. En esto trabaja Sanidad que en mayo puso en marcha el primer plan de acción, que contempla 70 acciones contra el consumo de sustancias adictivas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios