Semana Santa en la provincia Una jornada grande vivida entre la esperanza y la frustración

  • La lluvia deja en blanco la tarde cofrade en Cabra, Montilla o La Rambla y obliga a acortar y modificar itinerarios en la mayoría de municipios

Jesús Orando en el Huerto sale en procesión en Hinojosa del Duque. Jesús Orando en el Huerto sale en procesión en Hinojosa del Duque.

Jesús Orando en el Huerto sale en procesión en Hinojosa del Duque. / Satur Muñoz

El cielo plomizo cayó finalmente sobre la provincia y, de Norte a Sur de la provincia, la lluvia y el granizo aguaron la espera de todo un año. Cabra dejó su Jueves Santo en blanco, mientras que en Lucena, Montoro o Pozoblanco algunos pasos sí salieron a la calle.

Baena

Detalle del Jueves Santo en Baena Detalle del Jueves Santo en Baena

Detalle del Jueves Santo en Baena / Sara Núñez

En Baena, el Jueves Santo amanece con lluvia según lo previsto. Ante esta circunstancia, las Confesiones realizadas en la iglesia de San Francisco por parte de la Cofradía del Nazareno han de alterar su estricto protocolo y la recogida del mayordomo, secretario, alférez y hermano mayor se hace a las diez de la mañana en los cuarteles de las cuadrillas que este año están de Cajas y Banderas, por lo que tristemente se ve suspendida la recogida de la Turba de la Cola Negra.

Ante las inclemencias del tiempo, la visita a los sagrarios que cada tarde del Jueves Santo organizada la Agrupación de Cofradías y en la que participan todas las hermandades de la Semana Santa baenense se suspende. En cambio, sí se celebran las confesiones en la iglesia de Guadalupe y el lavatorio de pies a los apóstoles en Santa María. A pesar de que la Archicofradía del Prendimiento confía en poder realizar su estación de penitencia, todo queda pendiente de la realización de un cabildo extraordinario a las siete de la tarde en el que se tomó una última decisión. En cualquier caso, en esta santa noche no se realizó el Prendimiento de Jesús en Santa Marina. A pesar de que este acto queda suspendido, la archicofradía confía en poder realizar la procesión. Se aguantó hasta las 21:00 para salir y poder ver en la calle a Jesús del Prendimiento y tras él las imagenes de San Pedro, el Cristo de la Humildad, el Cristo Nazareno de la Vera Cruz, San Juan y la Esperanza de San Juan.

Cabra

Detalle del Jueves Santo en Cabra Detalle del Jueves Santo en Cabra

Detalle del Jueves Santo en Cabra / Antonio J. Roldán

Los cofrades egabrenses también vivieron un fatídico Jueves Santo, con las cinco procesiones previstas desde el mediodía suspendidas debido a la lluvia: la Piedad, Jesús Preso, la Columna, la Esperanza y la Vera Cruz. La atención se centró durante buena parte de la tarde en la parroquia de la Asunción y Ángeles, aunque la espera se vio enturbiada por la tormenta. Una tarde de pesar para quienes llevaban todo un año esperando.

Hinojosa del Duque

Detalle del Jueves Santo en Hinojosa del Duque. Detalle del Jueves Santo en Hinojosa del Duque.

Detalle del Jueves Santo en Hinojosa del Duque. / Satur Muñoz

Jesús Orando en el Huerto y la Virgen de los Dolores fueron fieles a su cita con los hinojoseños en la tarde del Jueves Santo. Aunque, el cielo estaba bastante nublado, las puertas de la parroquia de San Juan Bautista se abrieron a la hora esperada para que niciaran una estación de penitencia que fue más corta de lo habitual por el miedo a las inclemencias meteorológicas.

La Rambla

También quedó en blanco la tarde cofrade de La Rambla. La Hermandad del Cristo de la Humildad, la Virgen de las Angustias y el Cristo de la Misericordia decidía suspender su estación de penitencia debido a la tormenta, por lo que los titulares quedaron en la ermita del Calvario, que se llenó de fieles a la espera del encuentro con Jesús Nazareno. Los orígenes de la Humildad se remontan al año 1976, cuando un grupo de jóvenes, todos asiduos a las tertulias del denominado Teleclub Parroquial, decidieron impulsar la hermendad. Llenaron así el hueco que había en el Jueves Santo rambleño y que ayer, igual que pasó en la tarde del miércoles, quedó en blanco.

Lucena

La lluvia provocó también que las hermandades lucentinas retrasaran sus cortejos procesionales. A pesar de las inclemencias meteorológicas, la Cofradía de la Santa Fe salió pasadas más de dos horas lo inicialmente previsto, a las 18:15, y acortó su itinerario por temor a que la lluvia hiciera acto de presencia. Fue la opción que también adoptaron las cofradías de Nuestro Padre Jesús Amarrado a la Columna y de Nuestro Padre Jesús Caído. Las tres, no obstante, retaron al mal tiempo en la tarde-noche del Jueves Santo lucentino.

Montilla

Había expectación en Montilla para asistir al acto del Prendimiento en la plaza de la Rosa, uno de los momentos álgidos de la Semana Santa local, pero el tiempo, que amenazaba con nubes desde el final de la mañana, lo impidió. Y es que un intenso aguacero terminó por suspender los actos cofrades del Jueves Santo en torno a la pequeña ermita de la Rosa. Hubo quien optó por esperar bajo los paraguas, pero de poco sirvió por la presencia de la lluvia.

En casa se quedaron por tanto algunas de las tallas de más devoción de toda la Semana Mayor, como la Virgen de la Esperanza, del siglo XVII, que iba a desfilar sin palio; Jesús Amarrado a la Columna, de Juan de Mesa el Mozo, de 1601, que portan mujeres, o Jesús en su Prendimiento, obra de 1954 de Amadeo Ruiz Olmos.

Montoro

Detalle del Jueves Santo en Montoro. Detalle del Jueves Santo en Montoro.

Detalle del Jueves Santo en Montoro. / Tomás Coronado

El Jueves Santo se vivió en Montoro a medias ya que las hermandades de la Santa Vera Crux y la del Cristo de la Flagelación decidieron hacer sus estaciones de penitencia, aunque con recorridos más cortos de lo previsto ante posibles precipitaciones o incluso dándose la vuelta a su templo; pero no se pudo hacer el acto del Prendimiento, uno de los acontecimientos cofrades más esperados de la Semana Santa. Además, el Imperio Romano atrasó su aparición a la noche de Padre Jesús.

El Señor Orando en el Huerto de los Olivos de la Vera Crux (obra de Juan Martínez Cerrillo datada en 1940), el Ecce Homo, el Señor de la Humildad y María Santísima de los Afligidos (también de Martínez Cerrillo) congregaron a cientos de devotos desde su salida, en el barrio de Santiago, y a lo largo de todo su camino, que recortaron por la plaza del Charco. Precisamente por esa plaza se dieron la vuelta a su templo el Cristo de la Flagelación y Nuestra Señora del Rosario en sus Misteriosos Dolorosos, a los que pilló un chaparrón durante su itinerario.

Palma del Río

Detalle del Jueves Santo en Palma del Río Detalle del Jueves Santo en Palma del Río

Detalle del Jueves Santo en Palma del Río / Rafa Morales

Por la parroquia de la Asunción iban a salir ayer a las 20:30 las imágenes titulares de la Hermandad del Cristo de la Expiración, María Santísima de los Dolores, Santa María Magdalena y San Juan Evangelista. Pero ninguna pudo cruzar el pórtico del templo debido al riesgo de lluvia. Para dar respuesta a la devoción de los fieles que se habían dado cita a las puertas del templo la hermandad decidió celebrar un vía crucis dentro de la iglesia.

Peñarroya-Pvo

Detalle del Jueves Santo en Peñarroya-Pueblonuevo Detalle del Jueves Santo en Peñarroya-Pueblonuevo

Detalle del Jueves Santo en Peñarroya-Pueblonuevo / Ernesto Mauriz

A medias se quedó la tarde en la localidad del Alto Guadiato. Y no fue por la lluvia. El primero de los pasos en salir fue Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de la Esperanza, que iniciaba a las 20:00 su estación de penitencia desde la parroquia de Santa Bárbara y, media hora más tarde, partían de El Salvador Nuestro Padre Jesús Nazareno, el Cristo de la Expiración y los Dolores. Los que no salieron este año fueron los pasos de la parroquia de San Miguel –el Cristo del Amor y la Amargura– por los conflictos surgidos en la hermandad.

Pozoblanco

Detalle del Jueves Santo en Pozoblanco. Detalle del Jueves Santo en Pozoblanco.

Detalle del Jueves Santo en Pozoblanco. / Sánchez Ruiz

Bajo un cielo cargado de nubes, la iglesia de María Auxiliadora del Colegio Salesiano San José abría sus puertas pasadas las 20:00 para la salida del Cristo del Perdón y la Virgen de la Amargura, la única que hace estación de penitencia en la tarde del Jueves Santo pozoalbense y, por tanto, muy querida en la localidad de Los Pedroches. El frío del anochecer no impidió que cientos de personas aguardaran el paso de esta esperada procesión. La imagen del Perdón muestra un Cristo crucificado y muerto, fue encargada en noviembre de 1942 a unos talleres de Barcelona y restaurada en Pozoblanco por Catalina Calero en 1999. La Amargura data de 1944. Se encargó a Antonio Illanes, de Sevilla, quien envió un esbozo de la imagen y los cofrades manifestaron su deseo de que el gesto de la Virgen expresara más dolor;al final, todos quedaron prendados de su belleza.

Priego de Córdoba

Tres titulares tenían previsto salir a la calle en la noche del Jueves Santo en Priego. La Santa Vera Cruz, Nuestro Padre Jesús en la Columna y María Santísima de la Esperanza iban a iniciar su estación de penitencia desde la iglesia de San Francisco, hasta donde se había desplazado un número importante de hermanos y devotos. Pero finalmente la lluvia lo impidió. Durante los minutos previos a que se tomara la decisión los nazarenos de blanco y verde, junto con la banda de tambores y bombos de la hermandad y los fieles de la localidad se agolparon a las puertas del templo, que después permaneció abierto para que se pudiera visitar a los titulares.

Puente Genil

El de ayer era un día importante en la Semana Santa de Puente Genil con la presencia de figuras bíblicas en la procesión y la salida del Imperio Romano. Sin embargo ninguna de las tres hermandades que tenía prevista su estación de penitencia –Nuestro Padre Jesús Preso, Nuestro Padre Jesús Amarrado a la Columna y la Virgen de la Veracruz y María Santísima de la Esperanza– pudo salir a la calle debido a la lluvia. Las precipitaciones hicieron acto de presencia en la localidad y ninguna cofradía quiso arriesgarse a dañar su patrimonio.

Durante toda la tarde hubo expectación por si en algún momento la lluvia permitía al Imperio Romano subir a la ermita de la Veracruz para ver a los titulares de las tres cofradías. La presencia del Imperio, junto con las figuras bíblicas, es uno de los grandes atractivos de la Pasión pontanesa y ayer fueron muchos los vecinos que se quedaron decepcionados en una jornada lluviosa.

Santaella

Cristo de la Veracruz de Santaella Cristo de la Veracruz de Santaella

Cristo de la Veracruz de Santaella / Cristóbal Río

La jornada estuvo marcada por el fatal fallecimiento de una joven de 24 años en un accidente de tráfico, lo que provocó que la Agrupación de Hermandades decidiera suspender el tradicional desfile de todas las cofradías previsto para la tarde. A las 21:00 estaba prevista la salida del paso del Cristo de la Veracruz y María Santísima del Mayor Dolor, la única hermandad que no parte de la iglesia de la Asunción, sino de su propia ermita.

Pese a los vaticinios de lluvia, que cayó con fuerza en la localidad al mediodía, el Cristo inició su recorrido, aunque pendiente de la lluvia y con la previsión de acortar su recorrido. Esta cofradía, la más antigua de Santaella, sobresale por el gran número de mantillas que acompañan al paso del Cristo.

Villanueva de Córdoba

Detalle del Jueves Santo en Villanueva de Córdoba. Detalle del Jueves Santo en Villanueva de Córdoba.

Detalle del Jueves Santo en Villanueva de Córdoba. / José Ángel Cabrera

Padre Jesús avivó un año más el sentimiento cofrade en Villanueva de Córdoba con una salida procesional que la hermandad decidió acortar ante el riesgo de lluvia. Así, la imagen del nazareno salió por la ronda del Calvario, San Cayetano, San Sebastián, Manuel Ayllón, María Cristina, Del Pozo, Todos Los Mártires, Preturilla y plaza de España hasta llegar a carrera oficial. Después, el recorrido tenía previsto discurrir por Ramón y Cajal y Moreno de Pedrajas hasta entrar en su templo, la iglesia-hospital Jesús Nazareno. Con un exorno floral en tonos blancos, rosas y malvas, el Señor de Villanueva pudo hacer su estación de penitencia sin que la lluvia lo impidiera. De hecho, la cofradía optó por hacer más corto el camino ya que las previsiones apuntaban lluvia a las 14:00, tal y como ocurrió. Sin embargo, a esa hora Padre Jesús ya había recogido las muestras de cariño y devoción de los jarotes y descansaba en su templo. Este año la imagen ha estado acompañada por la Asociación Musical Nuestro Padre Jesús Nazareno, Cristo de la Caridad y María Santísima en su Soledad de Hinojosa del Duque.

Con información de Ernesto Mauriz, Rafael Morales, Sara Núñez, Antonio J. Roldán y Laura Serrano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios