Campiña Sur

Puente Genil solicita la implantación del contenedor marrón para restos de comida

  • El Ayuntamiento quiere colocarlo en 295 ubicaciones lo antes posible

El alcalde, Esteban Morales, durante la reunión de Egemasa.

El alcalde, Esteban Morales, durante la reunión de Egemasa. / J. M. Cabezas

En cumplimiento de la Directiva Marco de Residuos y las leyes estatales y autonómicas que de ella se derivarán, Egemasa trabaja en la implantación de una recogida separada efectiva de la fracción orgánica antes del 31 de diciembre de 2023.

Por este motivo, el Ayuntamiento de Puente Genil va a solicitar a la Junta de Andalucía una ayuda para implantar el quinto contenedor presentando este proyecto a las subvenciones de medidas de apoyo urgentes para proyectos de implantación o mejora de la recogida separada de biorresiduos destinados a instalaciones específicas de tratamiento biológico, dentro del Plan de Apoyo a la Implementación de la Normativa de Residuos y en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia – financiado por la Unión Europea.

Los residuos de materia orgánica actualmente se depositan junto con el resto en los contenedores grises. Así, se instalará en las 295 ubicaciones que existen hasta la fecha, un contenedor más, el contenedor marrón, donde los vecinos de Puente Genil deberán depositar restos orgánicos como son los desperdicios de alimentos.

Se crearán dos nuevas rutas de carga trasera para la recogida de estos contenedores que atenderán a todo el municipio. Para ello el Ayuntamiento de Puente Genil deberá realizar inversiones en torno a los 326.000 euros en dotación de contenedores, la compra de un nuevo camión recolector y la entrega de cubos aireados y bolsas compostables para cada vivienda.

También se realizarán durante y después del proceso de implantación, campañas de comunicación, información, formación y sensibilización dirigidas a los ciudadanos, necesarias para la consecución de los objetivos de esta medida, que no son otros que conseguir la separación en origen de la materia orgánica que se genera en los hogares y que este residuo recogido de forma separada del resto sea de calidad adecuada para la elaboración de compost que se pueda utilizar en agricultura.

Los contenedores tendrán la tapa marrón, color que servirá para identificar el tipo de residuos a depositar (materia orgánica) además de tener serigrafiados una descripción de los residuos que se puedan depositar en él. Serán también de apertura restringida, es decir, tendrán una sobretapa de dimensiones reducidas pero que permite la introducción de las bolsas de residuos cómodamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios